Huétor Tájar es oficialmente el primer municipio andaluz que calienta sus instalaciones municipales con energía procedente de un distrito de biomasa, mucho más económica y menos contaminante que el gasoil que se emplea habitualmente.

 

La delegada del Gobierno de la Junta de Andalucía, María José Sánchez; la delegada de Agricultura, Pesca y Medioambiente, Sandra García, y el alcalde de Huétor Tájar, Fernando Delgado Ayén, han inaugurado esta mañana el nuevo Distrito de Biomasa de la localidad, en un acto al que han asistido cientos de vecinos de la localidad. Se trata de una central de energía que surtirá a varias instalaciones municipales, y las nuevas redes de tuberías preaisladas que llevarán la energía hasta los diferentes equipamientos del Consistorio.

 

Como ha explicado el regidor hueteño, el Distrito de Biomasa ha sido construido íntegramente por una empresa de Huétor Tájar, Inmecal, que cuenta con 35 trabajadores. “Además, el importante ahorro económico que nos va a permitir el uso de esta instalación nos permitirá mantener todos los puestos de trabajo de la piscina municipal, por ejemplo”.

 

En una primera fase, la biomasa que empleará la caldera procederá de huesos de aceituna, si bien en poco tiempo el Ayuntamiento generará su propia biomasa a partir de la tala y la poda de los árboles y jardines del municipio. “De esta manera, podremos aprovechar unos deshechos que no sirven para nada y ahorrar así muchísimo dinero”, ha destacado el regidor. Y es que el uso del nuevo Distrito de Biomasa, cuya potencia energética es de 800 kw, supondrá un ahorro en combustible de más de 50.000 euros anuales, cantidad que podría subir hasta los 80.000 a medio plazo.

 

A la cabeza en energías renovables

El regidor ha destacado que la nueva central de biomasa “vuelve a colocar a nuestro municipio a la cabeza de Andalucía en lo que a energías renovables y eficiencia energética se refiere”, y confía en que las instalaciones estén funcionando “a pleno rendimiento en sólo unos días”.

 

La nueva central de energía de biomasa de Huétor Tájar servirá para calentar la piscina cubierta climatizada; dar calefacción al Colegio Público “San Isidro” y dotar de agua caliente sanitaría al pabellón municipal de deportes.  Además, el Centro de Servicios Sociales de la localidad, que en un principio iba a seguir empleando gasoil, finalmente utilizará también energía de biomasa.

 

Delgado Ayén ha apuntado que la construcción del Distrito de Biomasa de Huétor Tájar ha tenido un coste de 312.630 euros, de los cuales 103.500 euros son de aportación municipal del Ayuntamiento y el resto han sido financiados por la Unión Europea mediante el Fondo Europeo Agrícola de Desarrollo Rural, y por la Junta de Andalucía, a través de la Consejería de Agricultura, Pesca y Medio Ambiente.

biomasa 3

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here