GRANADA, 14 (EUROPA PRESS)
El candidato socialista a la Alcaldía de Granada, Francisco Cuenca, está convencido de que quedan «cien días para el cambio» en el gobierno de la capital granadina tras ocho años de mandato del PP, con José Torres Hurtado como alcalde. Para ello, ha dicho, se ha rodeado de un equipo «equilibrado, con solvencia y experiencia en los sectores que generan riqueza y oportunidades para Granada».
El socialista cree que las 30 personas que conforman sus candidatura «son su primera red para llegar a los ciudadanos», aunque en Granada ya hay «una red mucho más extensa que cada día cobra más fuerza», en alusión a las más de cuatro mil vecinos de los barrios y sectores de la ciudad que le han transmitido en el transcurso de distintas reuniones, entre otras cosas, «el abandono al que están sometidos». Estoy recogiendo sus inquietudes para construir un programa participativo que reconozca a los granadinos», ha señalado durante un desayuno con la prensa.
Cuenca ha explicado que sus ejes de trabajo se centran en tres aspectos. El primero será recuperar el equilibrio territorial en Granada porque «hay zonas totalmente abandonadas» y en estos últimos ocho años «se han generado muchas desigualdades entre barrios». Para Cuenca, los barrios son espacios donde también se debe generar riqueza y «desde un Ayuntamiento se debe insistir y trabajar por propiciar estas oportunidades. Estamos en una época difícil y tenemos que conseguir que Granada ejerza liderazgo en aquellos aspectos en los que es referencia nacional».
En este sentido, ha apuntado que mientras «el candidato del PP se afana en incentivar la confrontación», él ha dedicado el fin de semana «a defender el liderazgo de Granada como Ciudad de la Salud» ante su partido y ante el vicepresidente del Gobierno, Alfredo Pérez Rubalcaba, «ya que al Parque Tecnológico, y el conocimiento que genera la Universidad son una fuente de oportunidades y de riqueza para esta ciudad que se tiene que potenciar desde el Ayuntamiento».
Cuenca se ha reunido con comerciantes y además «con miles de autónomos que quieren que, en esta ciudad, se pongan sobre la mesa ideas que le faciliten sus actividades en el ámbito del turismo y del comercio, y yo estoy aquí para aportar esas ideas».
El socialista ha señalado además que la participación es otro de sus ejes de acción y ha considerado que «es el momento de una rebelión cívica de los ciudadanos. «Quiero que los ciudadanos tomemos la calle, que opinemos y que participemos. Frente al victimismo y a la tristeza hace falta confianza y recuperar la ilusión en nuestras potencialidades», ha concluido.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí