El Ayuntamiento de Santa Fe, a través de la Empresa Municipal del Suelo (Emussa), ha iniciado la reforma de veintitrés viviendas que presentan problemas de habitabilidad y salubridad. Es el segundo programa de transformación de la infravivienda puesto en marcha en el municipio con una inversión cercana a los 518.000 euros, enmarcado dentro del IV Plan de Vivienda y Suelo de la Junta de Andalucía. El objetivo del programa, fruto del convenio de colaboración alcanzado entre el Ayuntamiento y la Consejería de Obras Públicas y Vivienda, es «mejorar las condiciones de habitabilidad de las viviendas mediante obras de rehabilitación, nueva planta, urbanización y trabajo social, de manera que se propicie la integración social y el mantenimiento de la población en su barrio de referencia».
Su puesta en marcha beneficiará a familias con pocos recursos económicos que presentan dificultades para adaptar sus viviendas, algunas con más de ochenta años de antigúedad, a las necesidades del siglo XXI. Además fomentará la generación de empleo en la localidad ya que la ejecución de las obras se realizará por cinco constructoras del municipio.
En concreto, el programa de transformación se aplicará en dos zonas del municipio, el barrio de San Agustín y el entorno del Campo del Moro, y en el anejo de El Jau. Los tres barrios establecidos han sido rehabilitados por el consistorio en los últimos años en cuanto a asfaltado, acerado e iluminación.
Los trabajos consistirán en su mayoría en eliminar las humedades del interior de las viviendas, instalar nuevas cubiertas, dotarlas de electricidad y nuevos saneamientos así como redistribuir las plantas para integrar cuartos de baño que hasta el momento se encontraban en el exterior de la viviendas. Hasta el momento, se han acometido dos reformas en las calles Puerto Rico y Santa Fe del Rosario, están en ejecución un total de diez obras y la última fase concluirá en los próximos meses con otras once actuaciones similares.
Desde su puesta en marcha, el programa de transformación de la infravivienda ha beneficiado a 53 familias santaferinas, según ha informado el alcalde, Sergio Bueno. Los beneficiarios responden en un alto porcentaje a matrimonios jóvenes, de entre 35 y 45 años de edad con hijos pequeños, y por otro lado, a mayores de 65 años de edad con movilidad reducida y que en ocasiones viven solos. Todos ellos poseen ingresos anuales no superiores a 2,5 veces el Indicador Público de Rentas de Efectos Múltiples (IPREM) y generalmente carecen de instalaciones sanitarias básicas, electricidad y ventilación suficientes, problemas de accesibilidad y una distribución inadecuada de la vivienda.Información facilitada por Ayuntamiento de Santa Fe

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí