GRANADA, 23 (EUROPA PRESS)
La Subdelegación del Gobierno andaluz en Granada ha pedido al Ayuntamiento de Otura un informe sobre el uso de los fondos del Plan E, después de que el pasado viernes el grupo municipal de IU en esta localidad registrara formalmente la documentación que supuestamente demuestra que el alcalde de la localidad granadina, Ignacio Fernández-Sanz (PP), ha destinados unos 144.000 euros de este proyecto al pago de las nóminas del Consistorio.
En declaraciones a Europa Press, fuentes de la Subdelegación confirmaron que se ha pedido al Ayuntamiento de Otura un estudio de las cuentas municipales para «ver lo que ha sucedido» y si «ha ocurrido algo extraño o no» en la gestión de los mencionados fondos.
Esta investigación surge a raíz de que el grupo municipal de IU en la localidad manifestara que, durante el mes de diciembre, el equipo de gobierno local (PP y GIO) decidió destinar el dinero del Plan E para las nóminas y las pagas extraordinarias de los trabajadores del Ayuntamiento, algo que, a juicio de la formación de izquierdas, puede suponer una «grave irregularidad».
En declaraciones a los periodistas antes de registrar el documento en la subdelegación del Gobierno, el coordinador provincial de IU consideró vital la intervención del Gobierno para «reponer la legalidad administrativa» en el uso de estos fondos que –según destaca– «deben servir para generar empleo y no para tapar la mala gestión económica» del Ayuntamiento.
EL AYUNTAMIENTO LO NIEGA
Aunque el alcalde de Otura ha asegurado que el dinero «se repuso en su totalidad» a la semana siguiente, Morales dice que no le cree después de que no atendiera las solicitudes de información del edil de IU y de que «se haya cargado al arquitecto, la interventora y el secretario municipal para que no haya ni luz ni taquígrafos de su gestión».
«El Ayuntamiento de Otura no es un club de petanca y el alcalde no lo puede llevar al estilo compadre, necesitamos un regidor que cumpla la legalidad», ha insistido Morales, que también se ha dirigido a la dirección provincial del PP para pedirle que tome cartas en el asunto.
Por su parte, el edil Ángel Pertiñez Muros ha cifrado en unos 144.000 euros el dinero que desviado al pago de las nóminas y ha abogado por que se investigue cómo se ha repuesto esta cantidad y de dónde ha salido ese dinero.
Este supuesto uso indebidos de fondos públicos ha derivado en la rotura, la pasada semana, del pacto de gobierno que mantenían los cinco ediles del PP y los tres del Grupo de Independiente de Otura en el municipio, de modo que a partir de ahora los «populares» gobernarán en minoría.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí