GRANADA, 23 (EUROPA PRESS)
La estación de esquí de Sierra Nevada podrá poner en servicio un mínimo de 17 kilómetros de pistas esquiables en Navidad, una vez que cese el temporal de nieve y viento que azota estos días el macizo granadino con rachas de hasta 140 kilómetros por hora.
El recinto permanece cerrado por tercer día consecutivo a causa de este temporal que, según las primeras impresiones de los técnicos de Cetursa, ya ha dejado más de un metro de nieve entre los 2.400 y 2.800 metros de altitud, esto es, en la zona media de la estación.
Cetursa informó en una nota de que en la Loma de Dílar, en el trazado del telesilla Monachil, también existe nieve suficiente para planear la apertura progresiva de pistas, aunque se esperará a que cese el temporal para evaluar de forma rigurosa la nieve caída en los últimos días.
El macizo registra desde hace el lunes rachas de viento superiores a los 140 kilómetros por hora que castigan especialmente a la zona del Veleta, si bien la nieve acumulada en los paravientos y ventisqueros permite aventurar que se podrán abrir las primeras pistas en esa zona en los próximos días.
Por su parte, en la parte baja de la pista de El Río, el departamento de nieve producida está a punto para consolidar –cuando las temperaturas lo permitan– los últimos metros de nieve de la pendiente, que han resultado afectados por la lluvia registrada en esas cotas.
Con todo, Sierra Nevada espera abrir como mínimo 17 kilómetros de pistas cuando pase el temporal de viento y el recinto ya se está engalanando para recibir la Navidad y celebrar tanto la tradicional fiesta de Nochevieja como la singular cabalgata de los Reyes Magos.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí