GRANADA, 26 (EUROPA PRESS)
La excavación de las fosas situadas en el paraje de Fuente Grande, en Alfacar (Granada), donde se cree que descansan los restos del poeta Federico García Lorca, el maestro Dióscoro Galindo, y los banderilleros Francisco Galadí y Joaquín Arcollas, comenzará previsiblemente el miércoles o el jueves, una vez que haya concluido la instalación de la carpa metálica que garantiza la privacidad de los trabajos.
Así lo señaló hoy a los periodistas en Granada la consejera de Justicia, Begoña Álvarez, que no pudo precisar cuánto tiempo se prolongarán las tareas arqueológicas, que han requerido previamente el montaje de la estructura que protegerá los terrenos, en los que se ubican cuatro posibles enterramientos clandestinos, de las inclemencias del tiempo y atiende la petición de intimidad que los familiares de los fusilados requirieron a la Junta de Andalucía.
Según explicó la titular de Justicia, el proceso continúa abierto para aquellas familias en principio reacias a identificar los restos –los García Lorca y los Galindo– para que pudieran incorporarse y, en tal sentido, Javier Giráldez Díaz, adscrito al Comisariado para la Recuperación de la Memoria Histórica y como coordinador designado en este caso, se ha puesto hoy en contacto con todos los allegados de los enterrados en Alfacar para informarles de cómo se desarrollan las tareas en el paraje y cuándo está previsto que comience la instalación. «Estamos en contacto permanente con ellos y si las familias quieren incorporarse nos parecerá bien y si no, también los respetaremos igualmente», mantuvo Álvarez.
La excavación comenzará en primer lugar en cuatro de las seis fosas delimitadas por el Instituto Andaluz de Geofísica, que hizo una inspección de los terrenos con georradar previa. Así, la carpa articulada, que comenzó a instalarse el pasado jueves, abarcará un total de 200 metros cuadrados, si bien está previsto que, tras la prospección de los cuatro primeros enterramientos, ésta se traslade a los otros dos enclaves donde se han detectado movimientos de tierra.
IDENTIFICACIÓN
Todos los restos que sean hallados serán individualizados y, tras las tareas de identificación antropológica, a aquellos que hayan sido reclamados se les practicará otras pruebas científicas, como el análisis de su ADN.
En principio, no se exhumarán los restos del poeta, puesto que sus herederos se han reservado el derecho a identificarlo pero aún no ha hecho una petición formal ante la Consejería de Justicia, y tampoco los del maestro de Pulianas Dióscoro Galindo. Sí se analizarán los de Galadí y Arcollas –este último a petición de la Asociación Granadina para la Recuperación de la Memoria Histórica y de la CGT– y del inspector de tributos Fermín Roldán y el restaurador Miguel Cobo –que sus familias han situado en la misma zona–.
La Junta ha decidido no atender la petición de Nieves García Catalán, acogida desde muy pequeña por los hijos de Galindo, en tanto que no se resuelva el conflicto de intereses que mantiene con la familia. No obstante, los familiares del maestro ya han informado de que están dispuestos a identificar a su ascendiente, aunque esperarán a cómo se desarrolle la excavación.
COMPROMISO DE CONFIDENCIALIDAD
Todos los integrantes de los equipos que intervendrán en la excavación y en la exhumación han firmado un compromiso de confidencialidad, medida a la que se une, además de la carpa la prohibición del uso de móviles u otros aparatos de grabación acústica o gráfica en la zona.
La Junta de Andalucía, la Diputación de Granada, el Ayuntamiento de Alfacar, la Universidad de Granada (UGR), y la Asociación Granadina para la Recuperación de la Memoria Histórica firmaron el pasado 16 de octubre el convenio que ha dado paso a los inicios de los trabajos.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí