La red desarticulada, con detenidos también en Madrid y Valencia, distribuía la droga con envíos postales y correos humanos
MADRID, 21 (EUROPA PRESS)
La Policía Nacional han desarticulado una red de narcotraficantes que recibía y distribuía alrededor de cuarenta kilos de cocaína al mes por medio de correos humanos y envíos postales y ha detenido a nueve personas, dos de ellas en Granada. Introducían semanalmente entre cinco y diez kilos de droga en paquetes postales procedentes de Costa Rica, en cuyo interior ocultaban cada uno cantidades próximas a los 500 gramos, además, una o dos veces al mes utilizaban correos humanos para introducir partidas mayores de estupefaciente.
La investigación comenzó en julio por unos individuos que, desde la localidad de Vigo (Pontevedra), coordinaban el envío y recepción de diversas partidas de cocaína desde Sudamérica hasta nuestro país. Los agentes lograron averiguar posteriormente que los principales cabecillas de la red se encontraban asentados en Madrid y Zaragoza y que eran auxiliados a su vez por sus lugartenientes que, desde localidades próximas a Valencia, se encargaban de las tareas de distribución y venta de la droga, según informó la Policía.
El grupo desarticulado utilizaba buzones postales vacíos que controlaba por medio de identidades falsas o robadas de recibos de luz. En ellos recibían los envíos de droga, que eran después retirados mediante justificantes falsificados.
Las investigaciones realizadas permitieron interceptar dos partidas el pasado mes de agosto que contenían 600 gramos de cocaína y tenían como destino final la ciudad de Granada y la localidad valenciana de Chirivella. Como consecuencia de estas incautaciones se detuvo a dos personas.
Las actuaciones contra los miembros de la red prosiguieron, y los investigadores lograron averiguar el destino de un nuevo envío, en esta ocasión a la localidad de Chiva, en Valencia, que ocultaba en el marco de madera de un escudo otros 530 gramos de cocaína. La destinataria fue también detenida.
UN «CORREO HUMANO» CON 5.600 GRAMOS DE COCAÍNA
De forma paralela, el grupo había enviado a una mujer que actuaba como»correo humano» a Colombia, y debía transportar un ordenador portátil en una mochila y, en su interior, llevaba camuflados cerca de cinco kilos de estupefaciente. Un dispositivo de vigilancia desplegado a su regreso en el aeropuerto de Barajas culminó con el arresto de la mujer y la incautación de 5.600 gramos de cocaína escondidos en la estructura de la mochila.
Esta actuación contra el narcotráfico se ha saldado con nueve detenidos, de los cuales, cuatro han sido arrestados en Madrid, dos en Granada y tres en Valencia. Además, se han realizado tres registros domiciliarios, dos en Valencia y uno en Villanueva del Pardillo, en Madrid.
En la operación han participado agentes de los GRECO de Galicia y GRECO Levante, de la Comisaría General de Policía Judicial, del aeropuerto de Madrid-Barajas y de la Jefatura Superior de Policía de Granada.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí