ALFACAR (GRANADA), 19 (EUROPA PRESS)
La zona de Fuente Grande de Alfacar (Granada), donde se ubican seis posibles fosas en las que se cree que se encuentra la que esconde los restos de Federico García Lorca, el maestro Dióscoro Galindo y los banderilleros Francisco Galadí y Joaquín Arcollas, ha comenzado hoy a ser acotada con una rafia de color verde que preservará la intimidad de los trabajos.
Se trata de una tarea que dará paso a la instalación de una estructura metálica articulada y desmontable que delimitará cuatro de los seis posibles enterramientos en una primera fase de la excavación de los terrenos para después ser trasladada a los dos enclaves restantes.
Voluntarios de la Asociación Granadina para la Recuperación de la Memoria Histórica trabajan desde las 16,00 horas de hoy en la protección de todo el perímetro de las seis fosas, en torno al monolito y al olivo en el que Ian Gibson situó la del poeta, en el parque que lleva el nombre de Federico García Lorca.
Así, una vez que se instale la carpa, que tendrá una puerta y será cerrada con llave, empezarán los trabajos previos a la excavación, se prevé que la semana que viene, concretamente el lunes, informaron en Alfacar fuentes de la Consejería de Justicia. La estructura metálica, que ocupará una superficie de 200 metros cuadrados y que tendrá una altura de unos tres metros, será utilizada posteriormente en la excavación de otras fosas de la Guerra Civil.
No obstante, el montaje de la carpa está supeditado a las condiciones climatológicas, que se prevén adversas para los próximos días, por lo que las tareas podrían retrasarse unos días más de lo estimado.
La consejera de Justicia y Administración Pública, Begoña Álvarez, confirmó hoy que la excavación de las fosas comenzará previsiblemente la próxima semana, una vez que concluya la instalación de la carpa metálica. En declaraciones a los periodistas en Granada, señaló «si todo va bien», los trabajos de campo se desarrollarán a partir de la próxima semana, cuando los arqueólogos definirán exactamente la ubicación de los seis posibles enterramientos que serán excavados.
Las investigaciones previas a la exhumación del Instituto Andaluz de Geofísica, que trabajó en los terrenos por encargo de la Consejería con georradar entre los días 21 y 30 del pasado mes de septiembre, revelaron la existencia de estas seis zonas de interés, que se encuentran a una profundidad de entre 0,60 y 1,80 metros.
Todos los restos que sean hallados serán individualizados y, tras las tareas de identificación antropológica, a aquellos que hayan sido reclamados se les practicará otras pruebas científicas, como el análisis de su AND.
COMPROMISO DE CONFIDENCIALIDAD
Además, todos los integrantes de los equipos que intervendrán en la excavación y en la exhumación han firmado un compromiso de confidencialidad, medida a la que se une, además de la carpa –con una puerta de entrada con llave y techada–, la prohibición del uso de móviles u otros aparatos de grabación acústica o gráfica en la zona.
La Junta de Andalucía, la Diputación de Granada, el Ayuntamiento de Alfacar, la Universidad de Granada (UGR), y la Asociación Granadina para la Recuperación de la Memoria Histórica firmaron el pasado viernes el convenio que ha dado paso a los inicios de los trabajos en Alfacar.
En principio, no se exhumarán los restos del poeta, puesto que la familia se ha reservado el derecho a identificarlo pero aún no ha hecho una petición formal ante la Consejería de Justicia, y sí se buscarán los cuerpos de los que se cree que fueron fusilados junto a él, a petición de la Asociación Granadina de la Memoria Histórica y de sus familias, es decir, los de los banderilleros Francisco Galadí y Joaquín Arcollas, y de otras dos personas más, del que fuera inspector de tributos Fermín Roldán, y del restaurador granadino Miguel Cobo Vílchez.
La Junta ha decidido no atender la petición de Nieves García Catalán, acogida desde muy pequeña por los hijos del maestro de Pulianas Dióscoro Galindo, en tanto que no se resuelva el conflicto de intereses que mantiene con la familia Galindo. No obstante, los familiares del maestro ya han informado de que están dispuestos a identificar a su ascendiente, aunque esperarán a cómo se desarrolle la excavación.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí