GRANADA, 1 (EUROPA PRESS)
El delegado de Agricultura y Pesca, Andrés Ruiz, presentó hoy el Plan Estratégico del Grupo de Desarrollo Pesquero de la Costa, cuya puesta en marcha está dotada con 2,24 millones de euros provenientes del Fondo Europeo de la Pesca (FEP), Ministerio de Medio Ambiente, Medio Rural y Marino y la Consejería de Agricultura y Pesca de la Junta de Andalucía.
Esta inversión se destinará a consolidar la competitividad de la zona de pesca de Motril, diversificar las actividades pesqueras y ofrecer valor añadido a los productos de la pesca, entre otros aspectos, y siempre bajo el paraguas de la protección al medio que, «lejos de ser un obstáculo al desarrollo, en este sector, se convierte en un aliciente más para promover servicios turístico-pesqueros, por ejemplo, que complementen a los más tradicionales», explicó Ruiz en rueda de prensa. El FEP puede cofinanciar, al margen de otros instrumentos financieros, proyectos locales de desarrollo sostenible y mejora de la calidad de vida.
Con ese punto de partida el Plan Estratégico, que ha elaborado el Grupo de Desarrollo Local Aprovalle-Temple-Costa, reseña las debilidades, amenazas, fortalezas y oportunidades del sector (Matriz DAFO) en las que propone una serie de actuaciones para anular unas y potenciar las otras. Entre esas propuestas figuran «la mejora de la flota artesanal mediante ayudas, la inclusión de la pesca turismo, la apuesta por la trasformación del producto, la incorporación de un mayor número de especies a los criaderos, potenciar los distintivos de calidad y de marca, el apoyo a la creación de industrias alternativas ligadas a la gestión de desechos y aprovechar la demanda de Omega 3 proveniente de pescado azul», recordó el delegado.
Todas esas oportunidades de crecimiento económico y mejora social pasan por un análisis exhaustivo de la situación actual del sector pesquero motrileño. Y es, según señaló Andrés Ruiz, «en los últimos diez años la flota pesquera motrileña se ha visto reducida hasta los 35 barcos de diferentes artes que componen la flota en la actualidad. Una merma que no sólo ha afectado a los barcos, sino también a la marinería, consecuencia directa de la mecanización e introducción de tecnologías que ha acortado la necesidad de personal, aún manteniendo el volumen de capturas». Por otra parte, la industria transformadora es escasa, sólo existe una planta trasformadora de sardina y boquerón en la costa; de forma que los más de 6 millones de euros que facturó el pescado que se comercializó en la Lonja de Motril, proviene de pescado en fresco.
Además, la acuicultura, aunque cuenta con dos empresas de muy alto nivel, no son suficientes para aprovechar los espacios libres y adecuados para la cría de pescado. De hecho, según un estudio de la Consejería de Agricultura y Pesca, multitud de zonas de la costa granadina pueden albergar iniciativas acuícolas con éxito garantizado debido a la calidad de sus aguas, el régimen de corrientes y las temperaturas favorables. Además, según recoge el Plan Andaluz del Cultivo del Mejillón, la costa granadina posee cinco polígonos de cultivo que serán destinados a tal actividad. También tienen potencial por explorar los cultivos del erizo de mar, la anémona, oreja de mar, especies de macroalgas con aprovechamientos alimentarios y farmacéuticos, etc.
En esta línea el delegado de Agricultura y Pesca ha recordado que la Consejería junto con la empresa pública DAP, están realizando diferentes estudios para conseguir establecer el cultivo del erizo de mar y otras especies, así como la instalación de policultivos que permitan la explotación de los recursos marinos al tener cada uno de esos animales fuentes de alimentación distinta.
De poner en marcha cada una de las actuaciones recogidas en el Plan Estratégico se ocupará el futuro Grupo de Desarrollo Pesquero, que se constituirá a tal efecto, mientras que la Diputación Provincial de Granada aportará la sede social del Grupo y personal que se ocupará de la gerencia.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí