El Ayuntamiento afirma que no tiene deudas con la empresa, que ya no trabaja en una urbanización de la capital
GRANADA, 01 (EUROPA PRESS)
La Junta de Andalucía aseguró hoy que las obras del metro en las que participaba la constructora granadina Garasa-Esñeco, que ha solicitado un concurso voluntario de acreedores, no resultarán perjudicadas por la falta de actividad de la empresa, puesto que en el tramo que le fue adjudicado operan otras dos empresas más que están «saneadas».
Así lo indicó hoy a los periodistas el delegado del gobierno andaluz en Granada, Jesús Huertas, después de que Garasa-Esñeco haya hecho pública su situación de insolvencia, lo que evitará que continúe trabajando en el tramo de 1,26 kilómetros que discurre entre Méndez Nuñéz y el Río Genil.
La obra fue adjudicada por 56,58 millones de euros y un plazo de ejecución de unos 20 meses a la Unión Temporal de Empresas formada por Garasa, Dragados y Otero, y Huertas aseguró que estas dos últimas empresas tienen una situación «saneada», por lo que los trabajos continuarán con «absoluta normalidad»
Por su parte, el Ayuntamiento de la capital explicó que Garasa dejó de operar en una urbanización situada en el Oeste de la ciudad hace unos meses y no porque ya hubiera entrado en suspensión de pagos, sino porque los propietarios del terreno no tenían dinero para pagar los trabajos de urbanización a la constructora, lo que se ha unido a su situación de insolvencia actual.
Así lo indicó la concejal de Urbanismo en el Ayuntamiento de la capital, Isabel Nieto (PP), quien justificó de este modo el rechazo que en los últimos plenos se ha dado a las mociones presentadas por el grupo municipal socialista para que el equipo de gobierno se sentara a negociar sobre este asunto con la empresa.
«No se le puede buscar una solución porque está en situación concursal», explicó la edil, quien confirmó que la entidad local no tiene ninguna deuda con Garasa, puesto que la única relación contractual que mantenía con ella corresponde a unas obras impulsadas con cargo al Fondo Estatal de Inversión Local y que «ya se están acabando».
Recordó que el Ayuntamiento deberá acudir al Juzgado de lo Mercantil de Granada, en el que Garasa ha presentado el concurso voluntario de acreedores, al igual que lo harán el resto de administraciones y entidades para confirmar si tiene deudas o créditos con ella, si bien ya adelantó que en el caso del Ayuntamiento la respuesta será negativa.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí