GRANADA, 22 (EUROPA PRESS)
La Sección Primera de la Audiencia Provincial de Granada acoge hoy el juicio contra un hombre de 32 años, de iniciales J.M.M.F., acusado de ser el autor, junto con otra persona que no ha logrado ser identificada, del robo de más de 16.270 euros, 320 libras esterlinas y 9.000 florines húngaros de una sucursal bancaria de la capital granadina, hechos por los que se enfrenta a una petición fiscal de siete años y medio de cárcel.
Según consta en el escrito de acusación pública, al que tuvo acceso Europa Press, los hechos se remontan al 9 de agosto de 2006, sobre las 12,30 horas, cuando el procesado, con un «plan preconcebido» junto a un segundo entró en una sucursal del Banco de Andalucía de la calle Don Bosco de Granada aprovechando la salida de dos clientes. Él y su acompañante llevaban puestos para evitar ser reconocidos cascos integrales de motocicleta que cubrían totalmente sus rostros y portaban, el primero un martillo «machota», y el otro una pistola.
Conforme al plan trazado, el segundo atracador no identificado se quedó en la puerta mientras que J.M.M.F., intimidando a la empleada y al interventor de la oficina con el martillo, obligó a la primera a que le abriera la caja dispensadora, de la que tomó el dinero que contenía.
Asimismo, según el relato fiscal, la condujo hasta una habitación contigua en la que se encontraba la caja fuerte, que la empleada tuvo que abrir ante las amenazas del procesado, quien cogió el dinero de su interior. Finalmente, el inculpado también se llevó el bolso de la trabajadora y después huyó en un ciclomotor junto con su acompañante con todo el dinero.
Una vez autorizado judicialmente el registro en el interior del domicilio del sospechoso del robo, el hoy acusado, los agentes de la Policía Nacional encontraron escondidos tras un hueco del bidé del cuarto de baño parte del dinero procedente del robo, en particular los florines húngaros, las libras esterlinas y 4.569 euros en billetes y monedas, algunas de éstas últimas en embalajes del propio banco.
Por estos hechos, el fiscal pide para el inculpado, además de la pena de cárcel, la indemnización al Banco de Andalucía de 11.701 euros y a la empleada de la sucursal en la cantidad de 139,20 euros, valoración de los efectos que le fueron sustraídos.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí