GRANADA, 21 (EUROPA PRESS)
La directora del Patronato de la Alhambra y el Generalife, María del Mar Villafranca, negó hoy «mala gestión» del conjunto monumental y consideró como una medida «extrema» la huelga convocada por los sindicatos UGT, CCOO y CGT para el próximo 27 de mayo, a la que están llamados más de 250 trabajadores.
En declaraciones a los periodistas en el Palacio de Carlos V, Villafranca informó de que hoy tendrá una reunión con el comité de empresa, la primera en todo este proceso, según aseguró, puesto que la convocatoria de huelga se la ha encontrado «encima de la mesa». «Cuando me siente con ellos veré si lo que verdaderamente piden se concreta y podemos hablar algo. Algunas cosas de las que ellos han expresado puede ser negociables, otras ni siquiera son correspondientes al propio Patronato, porque tienen que ver con cuestiones cuya competencia es de la Junta de Andalucía», dijo.
Villafranca, que se enfrentaría a la segunda huelga en el monumento desde que es directora del Patronato, después de la que se convocó el 31 de diciembre de 2004, incidió en que los trabajadores tienen «derecho a la huelga», pero que éste no está «reñido» con el derecho de acceso a los ciudadanos, por lo que la Alhambra no se cerraría en ese día. Según explicó, de secundarse, habría que fijar unos servicios mínimos, con lo que el conjunto monumental permanecería abierto «porque es un lugar público y prestamos un servicio público».
«El tema de la mala gestión es publicidad para arañar una situación bastante positiva», según indicó la directora del patronato, quien recordó que hace unas semanas la Consejería de Justicia y Administración Pública aprobó 56 nuevas plazas. «Si un lugar se pone en huelga porque se fomenta el empleo y ese fomento no se lo pueden apuntar los sindicatos, ese es un problema suyo, no del patronato, que ha dado no sólo muestras de una buena gestión, sino brillante», aseguró.
Asimismo, dijo que «siempre tendrá la mano tendida» y señaló que todos los indicadores de gestión son positivos. «Son mis trabajadores los que dan esos indicadores, no soy yo», agregó. «Si me acusan de mala gestión serán ellos los que gestionan mal. Es la pescadilla que se muerde la cola», concluyó.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí