GRANADA, 14 (EUROPA PRESS)
Responsables de Telefónica se reunieron hoy con la Guardia Civil de Granada para analizar el modo en que se produjo el pasado fin de semana el robo de casi un kilómetro de cable óptico en el municipio de Polícar (Granada), que ha estado varios días sin servicio de fax, internet y teléfono fijo, y estudian colocar sensores para evitar que se vuelva a producir.
Esta actuación se enmarca en un acuerdo que mantienen desde hace tiempo Telefónica y la Guardia Civil de Granada para que la empresa coloque sensores en todas aquellas líneas de cable óptico susceptibles de ser robadas, de modo que los agentes tengan conocimiento inmediato de estos hechos, según informó a Europa Press el subdelegado del Gobierno, Antonio Cruz.
Cruz consideró además que Polícar cuenta con los agentes necesarios para garantizar la seguridad de los ciudadanos, puesto que se trata de un municipio «tranquilo, donde apenas existe delincuencia», por lo que descartó destinar más efectivos a este lugar, como había solicitado el alcalde del pueblo, Marcos Navarro.
El regidor aseguró ayer que los vecinos están «escandalizados» y sienten «desprotección» ante la posibilidad de que algo así vuelva a ocurrir, ya que la mayoría son de avanzada edad y «dependen del teléfono fijo para casi todo», especialmente, para pedir las citas médicas o acceder al servicio de tele asistencia.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí