GRANADA, 8 (EUROPA PRESS)
La Fiscalía Superior de Andalucía ha pedido a la Provincial que abra diligencias informativas sobre el caso del funcionario de la Delegación de la Consejería de Hacienda de la Junta de Andalucía en Granada condenado a un año de cárcel y el pago de una multa de 1.740 euros por grabar a sus compañeras con una micro cámara oculta en el servicio de señoras.
Según informaron a Europa Press fuentes judiciales, la Superior considera que se debe documentar la decisión que adoptó el fiscal, que ya rebajó su petición de un año y seis meses de prisión y multa de 2.520 euros para el funcionario, después de que éste reconociera durante la instrucción ser el autor de los hechos.
Todo después de que varias de las mujeres afectadas por la grabación se reunieran con el fiscal superior, Jesús García Calderón, puesto que creen que sería necesaria una apertura de la causa para poder personarse como acusación particular, ante su temor de que las imágenes pudieran haber sido difundidas, a pesar de que en el fallo, del Juzgado de lo Penal 1 de Granada, se especifica que no se distribuyeron a terceros.
En la sentencia, a la que tuvo acceso Europa Press, se considera probado que F.J.T.J., sin antecedentes penales, instaló el aparato en los aseos durante esos días, los pasados 24 y 26 de febrero de 2009, en los que captó imágenes de varias trabajadoras en el momento en el que hacía uso de los inodoros, que después conservaba en su ordenador sin que las haya transmitido a terceros.
Una funcionaria fue la que se percató de la presencia de la cámara bajo un lavabo del servicio que utilizan las mujeres en la Delegación y, al ser informado entonces el delegado provincial de Economía y Hacienda, Antonio Argúelles, se procedió a la vigilancia del lugar y comunicación a la Policía Autonómica, que interrogó al ahora condenado, que confesó los hechos.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí