GRANADA, 06 (EUROPA PRESS)
La empresa estatal española encargada del mantenimiento de las infraestructuras ferroviarias, Administrador de Infraestructuras Ferroviarias (ADIF) mantiene cortado el tráfico de trenes en un tramo de la línea Granada-Bobadilla, entre Salinas y Loja, debido al temporal, que provocó ayer desprendimientos de tierra sobre la vía.
Así lo informaron a Europa Press fuentes de ADIF, que indicaron que el problema se localiza en el kilómetro 67,500, en el lado derecho de la vía en sentido de Salinas a Loja, donde varios operarios están limpiando la zona.
La entidad indicó que no hay trenes afectados y prevé que el problema esté solucionado para las 7,00 horas de mañana, según añadieron las mismas fuentes.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí