MOTRIL (GRANADA), 20 (EUROPA PRESS)
La Cofradía de Pescadores de Motril (Granada), junto a cuatro empresas vinculadas a ésta, ha presentado un proyecto a la Junta de Andalucía para que se concedan las licencias para la explotación del cultivo marino del mejillón en las cinco parcelas que posee la costa granadina, repartidas entre Cerro Gordo (una parcela), la Punta de la Mona y Castell de Ferro, con dos parcelas cada una.
Según informó en rueda de prensa el técnico del proyecto «Motril por la pesca», Antonio Sáez, este proyecto consiste en la investigación de recursos para buscar soluciones a los problemas a los que se enfrenta el sector pesquero de la costa granadina. Así, las propuestas presentadas son «netamente locales, nacidas del sector motrileño y destinados a paliar los problemas del propio sector», según palabras de Sáez.
Los técnicos consideran que el cultivo del mejillón puede traer grandes beneficios a la costa, y no sólo en materia pesquera, puesto que este tipo de producción conlleva la formación de un turismo que en primer lugar se traslada para conocer cómo se realiza el cultivo, y también a degustarlo, por lo que podría ser «un atractivo más de la costa Tropical».
En el estudio se ha comprobado cuál es la fórmula más adecuada del cultivo de mejillón para la zona, decidiéndose finalmente por la denominada «Smartlines», que consiste en cultiva este molusco a través de una red colectora que cuelga de un tubo que le hace flotar.
Las ventajas que han llevado a elegir este proceso en lugar del de bateas o el «Long-line» han sido de varios tipos. Por un lado por la mayor seguridad de los trabajadores, y teniendo en cuenta que se trata de una zona turística, por su menor efecto en el medio ambiente, con un escaso impacto visual, un sistema altamente eficiente y que produce un mejillón de mayor calidad.
BUENAS PERSPECTIVAS
Por parcela y año se podrían producir hasta 1.350.000 kilogramos de mejillón, puesto que la producción de una batea es de 90.000 kilogramos anuales, y en cada parcela puede haber unas 15 bateas. Teniendo en cuenta que el precio actual del mejillón está a 0,60 euros, las perspectivas que se le presentan a la costa de Granada son muy interesantes.
Por el momento, y sólo contando los puestos de trabajo directos, se crearían 30 nuevos puestos en la comarca. A esta cifra habría que añadirle las correspondientes a la actividad relacionada con envases, maquinaria, comercialización, mantenimiento y conservas, dependiendo del grado de implantación que se consiga.
Ahora se está a la espera de la resolución de la Junta de Andalucía, que podría llegar en el primer semestre del 2007, puesto que se han presentado numerosos proyectos para las 54 parcelas con las que cuenta la comunidad.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí