GRANADA, 18 (EUROPA PRESS)
Las delegaciones provinciales de Turismo y Cultura de la Junta de Andalucía han finalizado una de las actuaciones incluidas dentro del Plan de Desarrollo Turístico de la Alpujarra, en concreto la Ruta Medieval, un sendero de 21 kilómetros que ha sido utilizado por los lugareños desde hace más de 700 años.
En la actuación, que fue presentada hoy en rueda de prensa por la delegada de Turismo, Sandra García, la Administración autonómica ha invertido un total de 142.000 euros, parte del presupuesto global de 600.000 que tiene asignado el Plan de Senderos.
La actuación de ambas delegaciones se ha desarrollado sobre una zona declarada Sitio Histórico de la Alpujarra Media y la Tahá, partiendo de la Alpujarra más conocida (Pórtugos), para acabar en la Alpujarra Media-Oriental, ya fuera de los circuitos turísticos por excelencia.
El recorrido de este sendero, de raíces medievales, ha sido señalizado en todo su conjunto con informaciones en las que se detallan la descripción del tramo, información técnica y de seguridad del sendero, la cual se da a través del sistema MIDE, pionero en utilizarse en la Alpujarra.
El recorrido del sendero se inicia en el municipio de Pórtugos para pasar a La Tahá de Pitres y los anejos de ésta (Atalbeitar y Ferreirola), Busquistar, Cástaras (y su anejo, Nieles) y por último Juviles, municipio en donde concluye la ruta.
La mejora de esta antigua ruta tiene como objetivos poner en valor lugares, paisajes y costumbres de una zona menos conocida de la Alpujarra; interpretar el paisaje, ya que pasa por unos miradores de la red de miradores que contempla el Plan; poner en valor elementos naturales y de tipo histórico que se interpretan a través de señales; y recuperar como elemento turístico un recorrido de origen medieval, datado en los libros de apeos de los distintos municipios por los que pasa.
TRAMOS DE LA RUTA
La Ruta Medieval se encuentra dividida en cuatro tramos. El primero de ellos Pórtugos-Busquistar; el segundo de Busquistar al Portichuelo de Cástaras; el tercero Portichuelo a Nieles, y por último de Nieles a Juviles.
Durante el recorrido, con tramos de bajadas y subidas de baja dificultad, se encuentra por el camino construcciones típicas de la zona, con elementos etnológicos como eras, hornos y albercas, encontrándose partes del camino histórico empedrado.
También se pueden contemplar magníficas vistas de la Contraviesa, además de entornos de cultivos de diferentes características. Esta ruta permite además acercarse a las antiguas minas de mercurio, las conocidas con el nombre de Mancilla, y situadas en el término municipal de Cástaras; también por el Túnel de la Fabriquilla, declarado BIC, o por vías pecuarias como el Camino Real de Trevélez.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí