GRANADA, 2 (EUROPA PRESS)
La Audiencia provincial de Granada ha condenado a tres años de prisión y una multa de 2.400 euros a un hombre que portaba 79 pastillas de éxtasis, 30 gramos de hachís y 1,5 de cocaína que pretendía vender a terceras personas en Loja (Granada) aprovehcando la celebración de una fiesta «bakalaera», expresión que consta en la sentencia.
Según la sentencia, a la que tuvo acceso hoy Europa Press, los hechos ocurrieron el 9 de diciembre de 2001, cuando agentes de la Guardia Civil que prestaban servicio en el complejo Molino World de Loja, por la fiesta mencionada, procedieron a parar un vehículo ocupado por el ahora condenado, M.A.L.C.
Tras ordenar que se bajase del coche para su cacheo e identificación, al acusado se le cayó al suelo «por una de las perneras del pantalón» un carrete de fotografía que contenía 79 pastillas de éxtasis (AMDMA), 30 gramos de hachís y 1,5 de cocaína.
Las sustancias, cuyo valor asciende a 1.200 euros, las poseía el acusado para su transmisión a terceras personas, según el tribunal. Cuando fue cacheado por los agentes, explicó uno de ellos en el acto de juicio oral, el acusado tiró el carrete después de que se le cayera pero dio en una valla metálica por lo que pudieron recuperarlo.

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here