GRANADA, 20 (EUROPA PRESS)
La Consejería de Cultura de la Junta de Andalucía ha finalizado la restauración de la portada del Corral de Carbón de Granada, que ha sido limpiada y consolidada para su conservación, trabajos en los que se han invertido 56.202 euros, según el director general de Bienes Culturales, Jesús Romero.
Éste visitó hoy junto con el delegado provincial de Cultura, José Antonio Pérez Tapias, el monumento para contemplar el resultado de la intervención de la que afirmaron sentirse «muy satisfechos» porque ha recuperado el esplendor de la fachada y ha sacado a la luz las policromías originales del arco y la bóveda.
Una vez retirados los cementos de la de la superficie original se ha llevado a cabo una limpieza en profundidad del arco de la fachada que ha permitido sacar a la luz la policromía original que alterna los colores blanco y rojo. Además, se han fijado todos los elementos que presentaban movilidad y se ha llagueado con morteros de cal y arena en un tono más bajo que los restos originales conservados.
El proyecto recoge que todos los elementos decorativos de yeso de la fachada y de la bóveda de la entrada se han sometido a una minuciosa limpieza a punta de bisturí, puesto que aún mantienen restos de policromía original en tonos negro y rojo. Asimismo, comenta que las reposiciones de yeso que afectan a la fachada realizadas por Torres Balbás se han respetado.
Los trabajos han finalizado con la consolidación de toda la fábrica de ladrillo y los yesos a los que se ha aplicado un tratamiento hidrófugo para una mejor protección, así como se han colocado antipalomas en las cornisas. No obstante, la restauración del Corral de Carbón no se completará hasta que no finaliza la intervención actual en las yeserías del zaguán de entrada.
HOTEL ISLÁMICO
Romero repasó la historia del Corral de Carbón del que dijo fue la Al hóndiga Nueva de la Granada nazarí, un establecimiento hotelero y comercial desde su fundación a comienzos del siglo XIV, de hecho es el único «hotel» islámico de su género conservado en España y Europa.
Fue depósito de mercancías y albergue de mercaderes. Los cristianos lo adaptaron para representaciones teatrales. Este edificio se abre al exterior a través de una hermosa portada musulmana.
Se sitúa este edificio en la calle Mariana Pineda, paralela a Reyes Católicos, desde la que se accede por la calle peatonal Puente del Carbón. En la época de su construcción esta zona comprendía la Medina o núcleo principal de la ciudad de Granada, junto al floreciente centro comercial que constituía la Alcaicería, de la que estaba separada por el río Darro y comunicada a través del Puente Nuevo o Alcántara Yidida, uno de los 13 puentes que había sobre el río Darro desde el Paseo de los Tristes hasta su desembocadura en el río Genil.
Las alhóndigas eran edificios públicos destinados a albergar a los comerciantes y sus productos, así como a guardar cereales provenientes del campo para ser subastados. Este tipo de edificios estaba muy extendido por Oriente, teniendo distinta denominación según estuviera en ciudades o en medio de rutas comerciales.
En Granada, que tuvo dos épocas de esplendor durante las dinastías zirí –siglo XI– y nazarí –siglo XIII al XV–, la actividad comercial fue también muy importante por lo que contaba con varios establecimientos de este tipo, como los situados en el Zacatín, cerca de la Madraza; otro junto al café suizo, y la Alhóndiga Yidida o Corral del Carbón.
Tras la conquista pasó a manos de los Reyes Católicos, quienes la cedieron a su mozo de espuelas, pero al morir éste, en 1531, sin descendencia, fue vendido en subasta pública.
Su uso ha ido cambiando con el paso del tiempo: Corral de Comedias -siglo XVI-, casa de vecinos -desde el siglo XVII-, en la actualidad se ha acondicionado para la celebración de proyectos y actos culturales.
Realizado a principios del siglo XIV es el único edificio de este tipo íntegramente conservado en España. Declarado Monumento Histórico-Artístico, la actual legislación sobre el Patrimonio Histórico Español (Ley 16/1985 de 25 de junio) y Andaluz (Ley 1/1991 de 3 de julio) lo consideran como Bien de Interés Cultural (BIC), teniendo por ello el más alto nivel de protección y conservación.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí