GRANADA, 5 (EUROPA PRESS) El secretario provincial del PSOE de Granada, Francisco Álvarez de la Chica, pidió hoy al PP que «tome ejemplo» de la actuación del que fuera vicepresidente de la Diputación y concejal de Urbanismo de Armilla, Gabriel Cañavate, que dimitió el pasado martes de sus cargos, y aseguró que el partido está en «perfecto orden» para las próximas elecciones municipales.
En su primera rueda de prensa tras la dimisión de Cañavate, Álvarez de la Chica, que previamente había comparecido con el presidente del PP de Granada, Sebastián Pérez, para suscribir el Consorcio Metropolitano del Agua, aplaudió la decisión del socialista que, según dijo, «pone el listón muy alto para todos».
En su opinión, se trata de una decisión «comprensible y valiente» de Cañavate que consideró responde a una cuestión «personal», puesto que el «único responsable de las obligaciones fiscales es uno mismo», en referencia a la polémica sobre su patrimonio que desató la dimisión, pese a que el propio Cañavate aseguró no haber incurrido en «irregularidad alguna» al adquirir su patrimonio.
Ante la posibilidad de que hubiera dimitido a instancias de la dirección provincial del PSOE, su secretario general en Granada indicó que entiende las «dificultades» que atraviesa una persona en esa situación para «objetivar las cosas», después de que el propio Cañavate dijera que su decisión se basaba en una «excesiva lealtad» al partido. Preguntado por si solicitará, si fuera oportuno, la dimisión del alcalde de Armilla, José Antonio Morales Cara, por el «caso Nevada», cuya licencia para la construcción del parque comercial está siendo investigada por la Fiscalía e impugnada por la Administración autonómica, Álvarez de la Chica dijo que tomará la decisión tras escuchar lo que tengan que decir «las personas, el partido a nivel local» y siguiendo los estatutos del PSOE.
El dirigente socialista insistió en que «la verdad prevalecerá en este caso» y justificó de nuevo la salida de Cañavate tanto de la Diputación como del Ayuntamiento de Armilla en la idoneidad de «defenderse, desvinculado de las instituciones, de la polémica generada» porque el que fuera edil de Urbanismo en el citado municipio «tiene derecho a defenderse de las críticas», precisó.
Álvarez de la Chica subrayó que la Junta «garantizará la reversión social del desarrollo urbanístico de los municipios» y declinó tomar posicionamiento sobre el derribo o no del centro comercial Nevada, después de que la consejera de Obras Públicas de la Junta de Andalucía, Concepeción Gutiérrez, se mostrara ayer en el Parlamento andaluz partidaria de derruir las construcciones «ilegales». El secretario del PSOE en Granada dijo «estar convencido de que no existe división interna» en el seno de su partido, pese a la insistencia de otros a quienes «les gusta alimentar la idea» de la supuesta división tras la dimisión de Cañavate.

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here