ORGIVA (GRANADA), 15 (EUROPA PRESS)

Más de 200 vecinos de Trevélez (Granada) se manifestaron hoy ante la sede de ‘Jamones Fernando’, ubicada en la Plaza Francisco Abellán de dicha localidad alpujarreña, y ante los juzgados de Orgiva, como protesta por la huida del dueño de la empresa jamonera, Antonio Herrera, a quien gran parte de la localidad había prestado grandes sumas de dinero.

En declaraciones a Europa Press, el presidente de la Plataforma de Afectados de Jamones Fernando, Antonio López, aseguró que las movilizaciones vecinales continuarán “hasta que se haga justicia”, lo que a su juicio se traduce “en la intervención judicial de las tres empresas que conforman el ‘Grupo Fernando’ y no una sola como hasta ahora, ya que de esa forma no cobraremos nunca el dinero que invertimos, superior a los diez millones de euros”.

Los manifestantes, que solicitaron ser recibidos por el juez instructor del caso, profirieron durante más de dos horas gritos e insultos contra Antonio Herrera, quien, según el diario ABC, podría haber huido a un país del Este de Europa el pasado 9 de octubre “junto a una mujer, más joven que él”.

Los habitantes de Trevélez, que no creen esta “versión sentimental”, ya han depositado unas 250 denuncias contra el empresario distribuidas en diferentes distritos judiciales, tanto por la vía penal como la civil, en demanda del dinero que prestaron a la empresa a cambio de altos intereses, lo que, según los afectados, se ha traducido en una “crisis económica para toda la Alpujarra que afecta a más de 200 familias”. A los vecinos habría que unir a algunas empresas del Levante con quienes Herrera mantenía relaciones comerciales.

El juzgado de Primera Instancia e Instrucción 1 de Orgiva abrió diligencias previas para determinar el alcance civil y penal del caso protagonizado por el propietario, desaparecido después de vender parte de sus propiedades y no dar cuenta del dinero que recibió de un número importante de ciudadanos. El juez llegó a reforzar la vigilancia de los bienes de la empresa alpujarreña para evitar actos vandálicos.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here