Agricultura asegura que el foco está controlado y que tramitará por vía de urgencia las indemnizaciones a los ganaderos afectados

GRANADA, 30 (EUROPA PRESS)

La Delegación Provincial de Agricultura y Pesca de la Junta ha detectado hasta el momento un total de cinco granjas de cerdo de Villanueva de Mesías (Granada) afectadas por la fiebre vesicular, una enfermedad contagiosa que afecta a casi 3.400 cerdos que serán sacrificados en la localidad sevillana de Osuna donde han sido trasladados desde que se localizó el brote el pasado viernes.

Según informó a Europa Press el delegado provincial, Rafael Gómez, se trata del primer brote de fiebre vesicular detectado este año en la provincia y se descarta que pueda haberse extendido a otras zonas ganaderas. Asimismo, anunció que Agricultura tramitará “por vía de urgencia” el expediente administrativo correspondiente para que los ganaderos de la zona puedan beneficiarse de las indemnizaciones establecidas dentro del protocolo especial de la Junta sobre epidemias y sacrificios de animales, “a fin de paliar las pérdidas económicas sufridas”.

Gómez sostuvo que la enfermedad está “localizada y controlada” aunque los exámenes veterinarios se prolongarán durante esta semana para descartar nuevas granjas afectadas en la localidad, donde se seguirán realizando pruebas de sangre y muestra de tejidos a los animales que se encuentran en el perímetro de seguridad establecido en un radio de tres kilómetros del primer foco detectado.

En este sentido, el responsable de Agricultura en Granada realizó un llamamiento a la tranquilidad entre la población al asegurar que la carne de los cerdos afectados “no ha podido llegar al mercado”, pero que aunque así fuera “es una enfermedad animal que no afecta a la salud de las personas que la consuman, tan sólo provoca un perjuicio económico importante para los dueños de las granjas”.

Una decena de veterinarios, auxiliares, ganaderos y técnicos especializados de la Delegación supervisan en estos momentos a unas 9.000 cabezas que se encuentran inmovilizadas en cuarentena, aunque de ellas tan sólo 3.400 serán incineradas en Osuna, donde los animales fueron trasladados “con todas las garantías higiénicas y sanitarias que establece la ley”, apuntó Gómez.

Según confirmaron fuentes municipales, el equipo de Gobierno del Ayuntamiento de Villanueva de Mesías mantendrá mañana una reunión extraordinaria para determinar el alcance del brote, cuantificar las pérdidas e informar a los ganaderos de las medidas preventivas puestas en marcha para eliminar el virus.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here