GUADIX (GRANADA), 22 (EUROPA PRESS)

El Seprona de la Guardia Civil de Guadix (Granada) ha detenido a dos personas e imputado a otras tres por distribuir piensos medicados con antibióticos para el engorde de corderos, en una operación en la que se han inspeccionado más de 50 explotaciones ganaderas de la comarca de Guadix y en la que se han incautado más de seis toneladas de pienso medicado expuesto para la venta.

La operación se inició el pasado mes de febrero cuando el Servicio de Protección de la Naturaleza (Seprona) inspeccionó una explotación ganadera de la comarca de Guadix y detectó el uso de pienso medicado con los antibióticos clortetraciclina y sulfadimina para la alimentación del ganado.

Tras detectar la utilización de este tipo de pienso, la patrulla del Seprona pidió al ganadero que les mostrase el Libro de registro de medicamentos de la granja, que es donde quedan reflejados el tipo de medicamento que se le prescribe al ganado, la duración del tratamiento y el periodo de supresión que han de pasar los animales antes de ser sacrificados en el matadero para que eliminen los restos de antibiótico.

El ganadero no pudo documentar el empleo del pienso medicado y pidió a los agentes poder entregarles la documentación necesaria algunos días después.

Posteriormente este ganadero presentó un fax con un albarán y unas recetas firmadas por un veterinario de Barcelona para justificar el empleo del este tipo de pienso para la alimentación de su ganado.

El Seprona averiguó que dicho veterinario está relacionado con la empresa que fabrica el pienso en Barcelona. Luego este pienso se distribuye a toda Andalucía desde un almacén de la localidad de Baza (Granada).

Tras la primera inspección, la patrulla del Seprona investigó más de 50 granjas en su demarcación, de las que se comprobó que en al menos 35 de ellas los animales consumen o han consumido este tipo de pienso medicado; y ha averiguado que dicho pienso es usado como promotor del crecimiento en animales ovinos y que proviene de ese mismo almacén de Baza.

Por este motivo, se solicitó autorización judicial para registrar dicho almacén de piensos, donde localizaron e intervinieron más de seis toneladas de pienso medicado expuesto a la venta.

El Seprona también inspeccionó la explotación ganadera que posee el propietario de dicho almacén de piensos y en ella detectaron piensos medicados en los cebaderos y 976 corderos que estaban siendo alimentados con este pienso, animales que han sido inmovilizados por la autoridad judicial.

Tras esta inspección el Seprona detuvo al propietario del almacén, al vecino de Baza M.A.G., de 34 años de edad, por un presunto delito de estafa y también por un presunto delito contra la salud pública.

Posteriormente fue detenido el también vecino de Baza R.R.F., de 36 años de edad, propietario de una explotación ganadera ilegal en el término municipal de Gor, por un delito contra la salud pública. Este detenido, no sólo alimentaba a sus corderos con piensos medicados a sabiendas sino que compraba partidas de animales inmovilizados por la autoridad sanitaria en otras explotaciones ganaderas y las pasaba directamente al matadero.

También se les ha imputado un delito contra la salud pública a G.S.V., vecino de Guadix, de 35 años de edad, ya que ha distribuido más de 81 toneladas de pienso medicamentado y a los ganaderos F.C.L., de 43 años de edad, vecino de Cogollos de Guadix, y a J.S.F., de 60 años de edad, vecino de Gor, por suministrar pienso medicamentado a su ganado sabiendo que lo era.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here