Marta Gutiérrez, concejal y portavoz de Vamos Granada, ha presentado hoy una pregunta que formulará en el Pleno de mañana sobre qué medidas va a adoptar el Área de Protección Ciudadana y Movilidad para garantizar el respeto a las normas de circulación y ocupación de espacios públicos, de forma que el espacio en las aceras esté disponible y seguro para la circulación y la estancia peatonal. La concejal señala que, en las ordenanzas municipales de circulación y ocupación de espacios públicos, y de peatones y ciclistas, así como en el Reglamento General de Circulación vigentes, se establecen normas para proteger las aceras como espacio peatonal seguro, «sin embargo, nos encontramos día a día con incumplimientos continuados de estas normas, como vehículos aparcados en las aceras, elementos urbanos fijos o móviles (bolardos ya innecesarios, señales de tráfico o contenedores ubicados sistemáticamente en la acera), que obstaculizan el paso y merman el espacio disponible al peatón ―ya de por sí reducido―, invasión de la acera por ciclomotores, motocicletas, bicicletas o vehículos de movilidad personal, así como la circulación de vehículos por la calzada superando los límites legales de velocidad, exponiendo con ello a un grave riesgo a los peatones, especialmente en aceras estrechas o en los pasos de peatones».

La concejal insiste en que, a pesar de tratarse de conductas prohibidas, «recibimos continuas quejas por residentes de distintos barrios de que la Policía local no acude cuando se la avisa, o no interviene ante incumplimientos flagrantes cuando se encuentra en el lugar, y cuando hemos trasladado estas quejas a las juntas municipales de distrito, los responsables de Policía local en las mismas les quitan importancia a estos hechos, excusando la inacción ―aun existiendo operativos presentes― con que “la prioridad de los dispositivos es garantizar la fluidez del tráfico”».

En este mismo sentido, el representante de la formación en la Junta Municipal de Distrito Centro y candidato por Vamos Granada a las próximas municipales, Romualdo Benítez, ha expuesto la propuesta que elevará a dicha Junta Municipal, para que se establezcan tramos de priorización peatonal en la ciudad. Se trata de una iniciativa que ya se ha implantado con éxito en otras ciudades de nuestro país, también en Andalucía (Málaga o Córdoba), y que consiste en establecer en determinadas calles donde haya dificultad de movilidad peatonal, bien porque no hay acera, bien porque la acera es muy estrecha o el pavimento es resbaladizo, tramos de unos 100 metros de longitud bien identificados, donde el peatón tenga prioridad ante el vehículo, que deberá ceder el paso al viandante y nunca ir a una velocidad mayor de 10 km/h y, en cualquier caso, adaptada a los peatones que estén en la zona. «Esto implicaría señalización, vigilancia y asesoramiento tanto de la Policía local como de quienes residen en esos tramos, para que la prioridad peatonal se produzca de forma efectiva».

La formación ha dado ejemplos donde la prioridad peatonal sería muy positiva: «Los últimos 100 metros de la calle Santiago hasta la confluencia con la Cuesta del Realejo: ahí el acerado es por momentos casi inexistente, prácticamente ocupado por los bolardos, a lo que se agrega alguna entrada a garaje que hace que la inclinación de la acera suponga riesgo de resbalones, que podrían ser letales si algún vehículo o autobús pasase en ese momento. Además, ese tramo final es la zona de esta calle que más negocios aglutina, incluyendo también edificios históricos, como la Corrala de Santiago, que tienen mucha actividad social. Otro ejemplo es la calle San Matías donde tampoco existe acera en su tramo intermedio, y esto pone en peligro la seguridad del peatón, y la hace muy desagradable para transitar».

2 COMENTARIOS

  1. No doy crédito a lo que leo: “la prioridad de los dispositivos es garantizar la fluidez del tráfico”, dicen los responsables de la Policía Local para justificar la inacción de los agentes cuando se produce alguna de las numerosas infracciones de invasión de aceras por numerosos vehículos -bicis, patinetes y motos generalmente- delante de sus narices. Porque entiendo que el artículos se está refiriendo a esos delitos. ¿Quizá la circulación de bicis por las aceras forma parte de «la fluidez del tráfico»?. De verdad, no encuentro palabras. O mejor dicho, no me atrevo a poner las que se me ocurren.

    • ¡Cuánta razón tienes Elvira!

      Por supuesto, ni se te ocurra llamarle la atención a uno de esos ciclistas que van echando chispas sin importale los peatones (especialmente los niños, que son imprevisibles) porque te expones a recibir una lluvia de improperios e insultos varios.

      Como el sentido común parece no funcionar, igual habría que explicarle al Ayuntamiento la rentabilidad de dedicar una pareja de agentes a multar (no a explicar e informar, que para eso ya esrán las escuelas): con una multa de 60 euros cada 30 minutos, se sacan 960 euros diarios y quitándole lo que cobran los agentes y los gastos de tramitación, seguro que quedan más de 500 euros diarios limpios.
      Por desgracia, multar a un ciclista cada 30 minutos es muy fácil en Granada, donde van como Pedro por u casa y los peatones tenemos que ir apartándonos.

      A ver si así se animan.
      Triste, pero cierto.

Responder a Mauricio Luque Cancelar respuesta

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí