Buenos días estimados lectores del medio. Como ya saben de sobra, me he unido al barco de www.granadaenlared.com para dar un poco de "glamour" y "savoir faire" a sus líneas. Tras llegar el día de entrega de mi primer artículo y no haber escrito ni una sola palabra por mi apretada agenda lúdico-deportiva he decidido mostrarles los hechos acaecidos en el "sarao nocturno" que montó Suso en su chalet de Vegas del Genil.

Cada año, el último sábado antes de acabar las fiestas navideñas Suso de Lago organiza una frívola fiesta en su casa donde se reune lo mejor de la ciudad y el área metropolitana. Un homenaje a la vanidad y el ego que consiste en cifrar quién se ha hecho más rico el último año. Las señoras y señoritas presumen de los viajes y sus ultimas adquisiciones en París o su próxima marcha de rebajas a New York.

Como no me apetecía ir solo a tal encuentro y quería devolverle el golpe de "Frodo" a mi compañero de Granadaenlared, decidí invitarlo cortésmente por teléfono. El cernícalo en cuestión, rehusó mi oferta alegando que "tenía que pinchar en el Musik". No pude salir de mi asombro, el muy cretino aparta su "prueba de fuego" ante la clase vip de Granada por ir a poner música en un pub de Granada. Sinceramente, este púber es más tonto de lo que parecía.

Debido a que tuve que empeñar mi bólido para pasar mis últimas vacaciones de verano en Torrenueva, llamé a un conocido que quedó en recogerme quince minutos después de que empezara la fiesta. Querido lectores, aquí viene mi primera lección de clase. Llegar puntual a una fiesta es signo de bajeza y poca clase. Llegar puntual a una fiesta denota que tienes tiempo libre y que has centrado todo tu empeño ese día entorno al acto citado, en cambio, si llegas tarde alegas multiples tareas que te han impedido aparecer a la hora señalada en la invitación. De la misma manera si llegas de los primeros a un "cocktail", cada vez que aparezca un nuevo sujeto tendrás que cortar tu conversación para saludarlo. En la opción que propongo todos tendrán que cortar su conversación para saludarte y serás recibido como una persona importante. No lo olviden, a las fiestas se llega tarde.

Suso nos recibió amablemente ofreciéndonos una copa de espumoso frente a su nuevo Daumier, un autor pictórico poco preocupado por el trazo y si por los colores. Desde luego, no es de mi gusto pero si caro. Al pasar al salón central un desfile de moda masculina y femenina empañó el cristal de mis gafas, y es que como dice mi criado Jeremías, "las pijas están muy buenas señor". Simplemente les informaré que soy soltero y bastante promiscuo, para su información, siempre con señoritas solteras y de buena familia entre los 30 y los 35 años, menos edad se acercaría al delito según mis convicciones morales y más edad al gusto y a los cánones de playboy de otros amigos de mi quinta.

Todo el mundo se acercó a mi lado para felicitarte en mi nuevo puesto de "plumilla". Las palabras sonaban huecas ya que todos saben que ahora los puedo poner a parir delante de toda la sociedad internauta. Esto los pone en desventaja ante mi persona en estos momentos y pienso aprovecharme para sacarme pequeños "sobresueldos". Que malévolo soy, jajaja (risa del tipo Doctor Gang, villano del Inspector Gadget).

Pero bueno creo que ya he escrito bastante por esta semana así que lo dejamos en este punto para retomar todo los próximos siete días.

Un saludo, Godofredo de Minglanillas.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí