Con mucho menos rigor científico, para ser exactos ninguno, en esta página también se puede consultar el Diccionario Granaíno que venimos elaborando desde hace algunos años en esta página.

Investigadores de la Universidad de Granada (UGR), pertenecientes a los departamentos de Lengua Española, Geografía Humana y Estadística e Investigación Operativa, están llevando a cabo un proyecto de investigación denominado VitaLex (acrónimo de ‘Vitalidad Léxica’), para determinar qué palabras y realidades se están perdiendo en la Alpujarra de Granada.

Para ello, los investigadores han tomado como base el ‘Atlas lingüístico y etnográfico de Andalucía’ (ALEA), una obra publicada en 1961 compuesta por un conjunto de mapas lingüísticos, etnográficos y mixtos (de palabras y cosas) sobre las hablas meridionales de España, elaborado bajo la dirección de Manuel Alvar, que fue catedrático de la UGR y presidente de la Real Academia Española (RAE), con la colaboración de Gregorio Salvador y Antonio Llorente.

Ahora, los científicos de la UGR han aplicado las mismas encuestas que empleó Alvar a vecinos de la Alpujarra, para poder comparar exactamente qué términos se siguen manteniendo y cuáles han dejado de emplearse casi 70 años después. Se trata del primer estudio de estas características que se realiza en España, con informantes (personas encuestadas) de ambos sexos y de tres generaciones distintas: jóvenes de 18 a 35 años, de 35 a 55 y mayores de 55, frente a los informantes tradicionales únicos (en su mayoría hombres) del estudio de Alvar.

Vitalidad y mortandad de las palabras

“Nuestro trabajo nos ha permitido determinar por primera vez la vitalidad y la mortandad de estas palabras, relacionadas con aspectos como la vida cotidiana, las tradiciones, los utensilios domésticos o los instrumentos del campo”, explica el director de VitaLex, Gonzalo Águila Escobar, del departamento de Lengua Española.

Así, los científicos de la UGR han comprobado que el vocabulario relacionado con la agricultura “es el que más tiende a desaparecer, porque los utensilios del campo han ido desapareciendo a medida que se han mecanizado estas labores, al igual que los utensilios domésticos”, explica Águila. También ocurre con las prendas de ropa: en las 60 encuestas realizadas, ninguna persona empleó el término ‘sostén’ para referirse a la prenda femenina que se utiliza para cubrir el pecho de las mujeres, una palabra que ha sido sustituida por ‘sujetador’.

“Sin embargo, muchos informantes señalaron conocer la palabra ‘sostén’ aunque fuera de oídas, como ocurre con palabras relacionadas con el campo como ‘alhucema’ (palabra que ha sido sustituida por ‘lavanda’) o ‘curiana’ (que ha caído en desuso a cambio de ‘cucaracha’)”, señala la investigadora María Lourdes Fernández Morell, otra de las autoras de este trabajo.

Para mostrar todos estos cambios, los investigadores han diseñado una serie de mapas contrastivos con los que ilustrar mejor este proceso.

“También encontramos una gran influencia de los medios de comunicación para que determinadas palabras se pierdan, como ocurre por ejemplo con las relacionadas con la flora y la fauna, un campo en el que no han cambiado las especies, pero sí los términos para referirnos a ellas”, indica la investigadora.

Del mismo modo, los científicos de la UGR también destacan la importancia que tiene la geografía en la preservación del vocabulario: de ahí precisamente que hayan elegido la comarca de la Alpujarra, que es poco accesible, frente a zonas urbanas donde el léxico es mucho más permeable.

“Nuestras conclusiones demuestran que en localidades de la llamada Alpujarra Alta, como Cádiar, Mairena, Murtas o Bérchules, el vocabulario se ha conservado mucho mejor que en otras más cercanas a la costa de Granada en la Alpujarra Baja, como Albuñol u Órgiva”, señalan los investigadores de este proyecto.

El objetivo principal de VitaLex es ofrecer una descripción objetiva de la vitalidad léxica de los diferentes campos léxicos. Al mismo tiempo, este trabajo permitirá crear vocabularios dialectales que atestigüen del léxico que se está perdiendo.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí