GRANADA, 16 (EUROPA PRESS)
Los vecinos del populoso barrio granadino del Zaidín han organizado para este jueves una manifestación «creativa, pacífica y de resistencia» para pedir la reapertura de la biblioteca de la Plaza de las Palomas, una reivindicación, apoyada por el Movimiento 15M, en la que les acompañarán, entre otros, el cantaor Juan Pinilla o el cantante Miguel Ríos.
La marcha partirá de la misma Plaza de las Palomas hasta la Plaza del Carmen para protestar por una decisión del Ayuntamiento de Granada, que ha convertido las instalaciones de la biblioteca en un centro cultural que promocionará bailes regionales, que supone «un gran atentado contra esa cultura que permite conformar el pensamiento crítico», según ha informado la Plataforma creada contra el cierre.
Ya en la Plaza del Carmen tendrá lugar una concentración a las 18,00 horas, organizada por la Plataforma No al cierre de la Biblioteca del Zaidín y la Asamblea del 15M de del barrio del Zaidín.
Su protesta, que llevará el lema «Nos han hurtado la biblioteca», en alusión al apellido del alcalde de Granada, José Torres Hurtado, se produce después de que en la madrugada del pasado lunes los técnicos municipales comenzaran a llevarse los fondos bibliográficos de la biblioteca, lo que motivó una concentración y una sentada de los vecinos para evitarlo que acabó, a media mañana del lunes, con el desalojo de los concentrados por parte de agentes de la Policía Local.
Tras este incidente, del que se han quejado varios vecinos y que ha conllevado las críticas de los grupos municipales de PSOE e IU, en la oposición, el Ayuntamiento procedió a sustituir el cartel que durante los últimos años ha ocupado la fachada del edificio público, el de «Biblioteca de las Palomas» por el de «Centro Cultural de las Palomas».
Los vecinos del Zaidín llevan más de tres meses de lucha contra el cierre de la biblioteca y por la reapertura, con decenas de asambleas, lecturas populares en las plazas, pasacalles, teatros de calle, biblioteca sin techo, préstamo de libros en la calle, manifestaciones, y más de 10.000 firmas de apoyo, que, según censuran, «no han sido suficientes» para que el alcalde de Granada les reciba para dialogar y conseguir que este espacio sea para el barrio.
Además de recabar los apoyos de la Junta de Andalucía, que se ha ofrecido a mediar para instar al Ayuntamiento a la reapertura, los vecinos cuentan también con el respaldo del sindicato UGT, que considera que el cierre «supone imponer a los granadinos la rentabilidad y el interés económico por encima del servicio público a los más de 40.000 habitantes que residen en el barrio granadino del Zaidín».
«Y eso, en contra de la Ley Andaluza de Sistemas Bibliotecarios, que establece una ratio de una biblioteca por cada 20.000 habitantes, por lo que la decisión del Ayuntamiento de Granada contraviene a todas luces una disposición legal», señala en un comunicado el sindicato, que ha reclamado al alcalde de Granada que reciba de una vez a los representantes del colectivo afectado, que tras varias solicitudes en este sentido, sólo han recibido «la callada» como respuesta.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí