GRANADA, 02 (EUROPA PRESS)
La Guardia Civil no ha logrado identificar al hombre que apareció muerto el pasado domingo en el espigón nuevo del Puerto de Motril (Granada), ya que no llevaba ninguna documentación encima y, una vez cotejadas sus huellas dactilares, no corresponde a ninguna persona cuya desaparición haya sido denunciada.
Según la autopsia que se le ha practicado sí se ha determinado que el hombre llevaba 20 días en el agua y que no sufrió ningún tipo de violencia, según han informado a Europa Press fuentes del Instituto Armado, que se hizo cargo de la investigación.
Se trata de un hombre de unos 20 a 40 años y, por sus rasgos, se puede considerar que es de origen árabe. No ha sido reclamado por nadie y, al no relacionarse su muerte con ningún delito, la Guardia Civil ha procedido al archivo de la investigación.
El cadáver apareció sobre las 14,15 horas del pasado domingo en el Puerto de Motril, y de su presencia alertó un particular, lo que motivó que el 112 diera traslado de la alerta a Bomberos de Motril, Policía Local y Nacional, Guardia Civil y servicios sanitarios, que confirmaban que se trataba del cuerpo inerte de un adulto. El protocolo judicial fue activado y la Guardia Civil se hizo cargo del fallecido.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí