GRANADA, 19 (EUROPA PRESS)
Un amigo personal de la familia de Enrique Morente ha revelado que están atravesando un «duro» momento ante la cercanía del primer aniversario de la muerte del cantaor, el 13 de diciembre de 2010, que además «coincide» con el juicio pendiente en el marco de la investigación abierta por una supuesta negligencia médica del equipo facultativos que le operó nueve días antes de morir.
Así lo ha relatado Gabriel Estévez en el transcurso de una rueda de prensa en la que se ha presentado el V Circuito Flamenco 8 Provincias, que este año se ha dedicado a la memoria de Enrique Morente y que por ello se ha presentado en Granada, su tierra natal.
Estévez, amigo personal de la familia, ha acudido al acto para expresar el agradecimiento de los Morente por este gesto y ha justificado su ausencia en el duro momento que están atravesando ante la cercanía del aniversario de su muerte y el juicio pendiente, asuntos que no permiten cicatrizar aún las heridas, ha relatado.
Morente, de 67 años, falleció el pasado diciembre nueve días después de someterse a una operación de úlcera en la clínica madrileña de La Luz.
La familia del cantaor sostiene que murió por una «grave negligencia médica» a causa de una parada cardiaca cuando estaba siendo intervenido por segunda vez y después de «horas perdiendo sangre».
Según su versión, falleció por «una falta de riego sanguíneo en el cerebro, tras sufrir un paro cardíaco consecuencia de la pérdida de sangre que obligó a operarle de urgencia en la madrugada del día 6 de diciembre, sin prevenir a la familia».

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí