El PP cree que este día «ha perdido todo atisbo de enfrentamiento entre culturas»
GRANADA, 07 (EUROPA PRESS)
La Plataforma Granada Abierta y la formación de IU han mostrado su rechazo a que la Fiesta de la Toma de Granada sea declarada Bien de Interés Cultural (BIC) como ha solicitado el PP-A en el Parlamento andaluz a través de una iniciativa registrada el pasado 17 de septiembre.
Los miembros de esta plataforma han elaborado un manifiesto, respaldado por Federico Mayor Zaragoza y el Defensor del Pueblo Andaluz, José Chamizo, en el que han plasmado su oposición a la iniciativa y han anunciado este viernes en rueda de prensa el inicio de una campaña contra de la misma.
Por su parte, la concejal de IU en el Ayuntamiento de Granada Maite Molina ha considerado que con esta propuesta, «que por supuesto deberá pasar por la Mesa del Parlamento Andaluz y que nuestro grupo parlamentario votará en contra», se pone de manifiesto que el PP «se dedica a perder el tiempo» y «que no tiene ningún interés» para quienes «en estos momentos tiene graves dificultades de supervivencia».
A su modo de ver, el PP está haciendo «un alarde descarado de sus pretensiones ideológicas» con este tipo de medidas, que «nada interesan a la ciudadanía» y responden «a la ansiedad popular de llenar las instituciones y espacios urbanos de sus símbolos».
De hecho, les ha acusado de buscar la «división, la provocación y en definitiva el rescate de tiempos en los que la convivencia intercultural era rechazada por el PP y que hoy sigue siendo su estandarte», como a su juicio demuestra que se mantenga «el monumento fascista de López Burgos en –la plaza de– Bibataubín y la propia dedicación de una plaza a este escultor».
En la Proposición no de Ley registrada el 17 de septiembre por el grupo popular, y consultada por Europa Press, se dice que esta fiesta se celebra para conmemorar el momento en que el monarca del reino nazarí de Granada, Boabdil «El Chico», entrega la ciudad a los Reyes Católicos, un 2 de enero de 1492. Igualmente se conmemora también la creación del primer Estado Moderno.
El grupo popular considera que se trata de una fiesta de gran arraigo popular que ha sobrevivido al paso del tiempo debido a la identificación que los granadinos tienen con la misma.
Añade también que con el paso del tiempo la Toma «ha perdido todo atisbo de enfrentamiento y superioridad entre culturas, para convertirse en una fiesta eminentemente granadina, que forma parte de la idiosincrasia y del acervo cultural y patrimonial de la ciudad».
Por ello, el grupo parlamentario popular ha instado al Consejo de Gobierno a atender la petición realizada en pleno el 21 de diciembre de 2007 por el Ayuntamiento de Granada y declarar la Fiesta de la Toma como Bien de Interés Cultural, patrimonio inmaterial.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí