GRANADA, 3 (EUROPA PRESS)
El candidato socialista a la Alcaldía de Granada, Francisco Cuenca, se ha comprometido a recuperar el «espíritu» de la tradicional fiesta de la Cruz de Mayo que ha ido perdiéndose en los últimos años tras la prohibición del gobierno de José Torres Hurtado (PP) de instalar barras y trabar su instalación en algunos puntos de la ciudad. Para Cuenca, «es una pena que una fiesta tan granadina como las cruces hayan perdido el esplendor de los años 80, años en los que los barrios y el centro celebraban con orden y concierto, y sin necesidad de prohibiciones este día tan especial para la ciudad».
Cuenca cree que la festividad de la Cruz es «una oportunidad de oro» para atraer turismo que «no podemos dejar escapar», por lo que su intención» es volver a ilusionar a los granadinos y a los turistas» con ella. Para el candidato del PSOE, hay cruces históricas que nunca deberían haber perdido las barras que lo acompañaban, como por ejemplo la de Plaza Larga en el Albaicín, «donde además de refrigerios para los bailes, los asistentes puedan comer y reponer fuerzas, una situación que ahora, en la mayoría de las cruces no se produce».
El candidato del PSOE también se ha referido al concurso de Cruces que organiza el Ayuntamiento y ha abogado por un jurado externo y no político para decidir los premios, «lo que arrojará más objetividad y diversidad a la fiesta».
Cuenca y su candidatura han recorrido durante toda la jornada de este martes numerosas cruces de la capital, sin olvidar las de los barrios más populares, y ha insistido en su apuesta por recuperar esta tradición, «abandonando la idea del botellón y apostando por las cruces que viví de niño, sobre todo las mi colegio en Santa Micaela, donde el baile y la diversión tapaban con creces la idea de que las cruces son sinónimo de alcohol».

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí