El Centro Comercial Abierto de Loja echó a andar hace ya una década. Durante este tiempo, la Asociación Lojeña de Comercio e Industra -la ALCI- y el Ayuntamiento de Loja han trabajado codo con codo para que la ciudad y fundamentalmente las arterias urbanas tradicionalmente vinculadas a la actividad comercial y de servicios fueran prácticas, cómodas para los consumidores y usuarios e invitaran a confiar la compra diaria o periódica en los establecimientos lojeños que se extienden a lo largo del centro urbano. Desde la ALCI, la tarea ha estado en animar a los comerciantes a unirse a esta iniciativa, que, entre otras cosas, ha unificado la imagen de los comercios con placas indicativas de Centro Comercial Abierto, ha promocionado las compras en la ciudad mediante campañas publicitarias como las de Navidad, el Día de los Enamorados o las Rebajas y ha incentivado las habilidades sociales de los vendedores para atraer y convencer a los clientes. Por su parte, desde el Ayuntamiento de Loja, la prioridad ha sido modernizar las calles donde se concentran mayor número de establecimientos, y sobre todo hacerlas más cómodas para el peatón, habilitar nuevas zonas de aparcamiento y agilizar los accesos del tráfico rodado al centro comercial. Y lo ha conseguido a través de las siete fases del Plan de Urbanismo Comercial que el Consistorio ha desarrollado con el apoyo económico de la Consejería de Turismo, Comercio y Deportes. Entre ambas administraciones se han acondicionado viales como las Calles Duque de Valencia y Carrera de San Agustín, el entorno del Mercado,la Avenida Pérez del Álamo y la Avenida de Los Ángeles.
Por eso, la acreditación autonómica al Centro Comercial Abierto Lojeño «es en cierto modo la recompensa a tantos años dedicados a que nuestros socios hagan suyo este proyecto, que haya una implicación real de todos los comercios y que entre todos, sector privado y sector público, consigamos que Loja recupere su protagonismo comercial en la comarca», explicó el presidente de la ALCI, Antonio Campos, que ha recordado que Loja ha sido la primera ciudad granadina, por delante de la capital, en obtener esta distinción. Como explicó Campos, «el Centro Comercial Abierto lo conforman en torno a 150 establecimientos de todo tipo de sectores comerciales y con esta acreditación logra además del apoyo autonómico y un valor añadido a la calidad que oferta a sus clientes, que Loja entre a formar parte de las campañas de difusión y promoción que la Junta realiza del comercio que se ofrece en la región».Después de entregar a Campos la acreditación que la Junta le ha otorgado al comercio de proximidad que ofrece la ciudad, el delegado provincial de Turismo, Comercio y Deportes, Alejandro Zubeldia, destacó «el trabajo bien hecho y el esfuerzo que han realizado tanto la ALCI como colectivo promotor como el Ayuntamiento como institución colaboradora durante todo el tiempo en que se ha gestado el Centro Comercial». Zubeldia, que recorrió junto a Campos y al alcalde, Miguel Castellano, gran parte de las calles que forman la zona distinguida, habló de la «importancia de que haya una convergencia de intereses de empresarios y administraciones a la hora de poner en valor los recursos en este caso comerciales de la ciudad, puesto que -dijo- es decisivo para generar dinamismo económico, y por tanto bienestar de la ciudadanía».Tanto Zubeldia como Castellano se refirieron a la estrecha colaboración que Consejería de Turismo y Comercio y Ayuntamiento han tenido en la puesta en marcha del Urbanismo Comercial de la ciudad, en el que durante la última década se han invertido más de dos millones y medio de euros al 50% entre ambas administraciones. El resultado, «que Loja hoy sea más amable para los viandantes, que tengamos más y mejores zonas de estacionamiento, que el aparcamiento sea rotativo y que el mobiliario, las aceras, el alumbrado y las zonas de descanso resulten estéticas, prácticas, modernas y propias ya no de un pueblo grande como éramos sino de la ciudad media que hoy somos», dijo el primer edil. La puesta en marcha del Hospital, los servicios comarcales de la Agencia Tributaria, los Juzgados o los nuevos equipamientos sociales y deportivos o las posibilidades que el tráfico ferroviario y por carretera abrirán con las próximas estaciones del AVE y de Autobuses, obras estas últimas que ya se han adjudicado, son algunos de los nuevos recursos del municipio más favorables al comercio local.
Información facilitada por Ayuntamiento de Loja

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí