Así lo han puesto de manifiesto el secretario general de CCOO de Granada, Ricardo Flores y el responsable de Organización del Sindicato Agroalimentario de CCOO de Granada, Pedro Javier Redondo, en el transcurso de una reunión mantenida con uno de los interventores del Grupo Dhul, cuya situación consideran «compleja». Tras la reunión los sindicalistas han puesto de manifiesto que la Auditoría Judicial ha dado un plazo de diez días a la familia Ruiz-Mateos para que la marca Dhul, propiedad de la sociedad Lerton Holding Inc. situada en Belice, sea derivada a España. Asimismo, CCOO considera fundamental que se aclare «cuanto antes» la situación financiera de la empresa, ya que «queda por delante mucho trabajo que realizar» para determinar la deuda generada con proveedores, accionistas, inversores y trabajadores de este centro así como con otras empresas del grupo. Para Ricardo Flores, será una vez cuantificada la situación financiera cuando «podremos establecer una radiografía de la situación del Grupo para determinar así el futuro del centro de trabajo con sede en Granada». En su opinión, es fundamental en este momento la implicación de toda la ciudadanía, de los trabajadores, instituciones, partidos políticos, asociaciones y demás colectivos en las acciones propuestas en defensa del empleo y la actividad productiva de Dhul, asunto que el sindicato plantearán a UGT, que preside el comité de empresa en la factoría granadina. Para CCOO, «Granada no se puede permitir el lujo de perder una empresa emblemática con más de cuarenta años de antigúedad como Dhul, lo que contribuiría a mermar el escaso tejido industrial del sector Agroalimentario que hay en nuestra provincia».
Europa Press

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí