GRANADA, 02 (EUROPA PRESS)
La Policía Nacional ha detenido en Granada capital a un hombre de 60 años, con antecedentes policiales y reclamado judicialmente, acusado de amenazar de muerte y disparar contra la vivienda de su vecino con dos armas de fuego que han sido incautadas.
Fue una llamada de un particular a la Sala de Coordinación la que alertó de la existencia de una persona que estaba haciendo disparos con un arma de fuego, por lo que se estableció un dispositivo específico que permitió localizarle con las armas aún en las manos.
Al percatarse el detenido de la presencia de los agentes, procedió a deshacerse de las armas tirándolas a la parte posterior de una parcela, según informa en una nota el Cuerpo Nacional de Policía.
Tras las primeras indagaciones fueron localizadas las dos armas en el interior de la parcela de la vivienda, la escopeta encasquillada con un cartucho en la ventana de expulsión atrapado y sin expulsar y una pistola con un cartucho en la recámara y dispuesta para su uso con el seguro sin activar.
En la vía pública, en las proximidades de la vivienda del detenido y de la víctima, fueron hallados numerosos cartuchos y las primeras investigaciones concluyeron que todo comenzó con unas amenazas verbales en un bar por parte del presunto agresor, que posteriormente comenzó a disparar contra la vivienda de su vecino cuando se encontraba él dentro.
El hombre fue detenido por estos hechos y al ser identificado se determinó que estaba siendo buscado judicialmente por otro hecho delictivo, por lo que fue trasladado a dependencias policiales y posteriormente pasó a disposición del Juzgado de Granada en funciones de guardia.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí