La casa del ingeniero que dirigió las obras del embalse de Los Bermejales se convertirá en un hotel de cuatro estrellas en un intento de la alcaldesa de Arenas del Rey, Francisca García, de «recuperar un espacio que tiene unas potenciales turísticas excelentes por hallarse en un enclave único en las inmediaciones del embalse y rodeado de naturaleza por situarse en la vertiente norte del parque natural Sierra de Tejeda, Almijara y Alhama». El uso de este inmueble, que se encuentra en un buen estado de conservación debido al cuidado continuado del personal adscrito al embalse, ha sido cedido recientemente al ayuntamiento de Arenas del Rey por la familia de ingeniero que, desde hace tiempo, no disfruta de estas instalaciones.
El proyecto entregado hoy a la primera edil de este municipio por Julio Bernardo contempla dos propuestas de actuación sobre la propiedad para convertirla en un hotel de cuatro estrellas. La primera de ellas contemplaría siete habitaciones en la planta baja y diez en la primera planta, mientras que la segunda amplía el número de habitaciones hasta 14 en la planta baja y mantiene las diez en la primera planta. A estas estancias se sumaría las partes de uso común propias de los establecimientos hoteleros como cocina, bar, comedores, sala de conferencias o aseos. El coste total del proyecto ascendería a 592.616,39 euros para la primera opción y a 997.546,49 euros para la segunda.
Esta casa fue construida a mediados del siglo XX con unas calidades excepcionales y una arquitectura que destaca entre las viviendas de la zona, conocida como el Poblado del Embalse. Presenta ciertos toques de estilo inglés tanto en la construcción como en la distribución y los muebles que puede deberse, probablemente, a la procedencia extranjera de la esposa del ingeniero. La parcela, según recoge el estudio, tiene un gran valor paisajístico y arqueológico y la edificación se encuentra rodeada por un gran jardín con árboles y plantas florales, además de varias piscinas de diferentes tamaños y una pista de tenis. Desde este punto, se obtienen unas inigualables vistas tanto de la presa de Los Bermejales como del embalse.
La zona presenta una amplia oferta turística que va desde actividades náuticas en el propio embalse a actividades de turismo activo, rutas a caballo, en bicileta o a pie por el entorno donde se encuentra también un dolmen prehistórico que fue desplazado de su ubicación original y reconstruido piedra a piedra para evitar que se quedase sepultado bajo las aguas del embalse.
Información facilitada por Diputación de Granada

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí