SANTIAGO DE COMPOSTELA/MADRID, 15 (EUROPA PRESS)
La Confederación Española de Cajas de Ahorros (CECA) ha reconocido la trayectoria profesional de José Luis Méndez, quien fue durante 29 años el director general de Caixa Galicia –ahora fusionada con Caixanova en Novacaixagalicia–, con la Medalla al Mérito en el Ahorro. La CECA, que ha reunido este miércoles a su asamblea, ha concedido la distinción, además de a Méndez, a otros dos presidentes y directores generales de cajas que han terminado sus mandatos en los últimos meses, Antonio María Claret, ex presidente de Caja Granada, y Pere Batle, ex director general de Sa Nostra.
Fue el ex responsable de Caixa Galicia quien agradeció la concesión del premio en nombre de los tres distinguidos, con «un emocionado homenaje» a Enrique Fuentes Quintana, del que dijo que fue precursor del éxito del modelo de las cajas de ahorros en España, según ha relatado la confederación en un comunicado.
En el evendo, el presidente de la CECA, Isidre Fainé, ha advertido de que ha vuelto la presión al sector financiero tras la publicación de los test de estrés en verano, ya que la financiación mayorista se ha encarecido, lo que ha recrudecido la guerra del pasivo.
En su comparecencia ante la asamblea general de la patronal de las cajas de ahorros, el también presidente de la Caixa ha subrayado que la liquidez es un elemento tan fundamental en la gestión de las entidades financieras que «la solvencia sin liquidez pierde parte de su sentido».
Además de estos hechos negativos, Fainé avisó de que, aunque la situación económica y financiera tiene visos de mejora, «sigue siendo extremadamente difícil para el país», por lo que consideró imprescindible que las cajas cierren los procesos de reordenación en marcha y se centren en los clientes y en la gestión.
Para abordar las dificultades que se presentan en los próximos años y a la espera de que mejore el entorno económico general, Fainé consideró que las cajas deberán seguir por la senda de dar más peso a sus redes comerciales en el total de la estructura de la entidad.
También deberán centrarse en la prestación de servicios a los clientes y en gestionar prudentemente los buenos activos que tienen las cajas de ahorros y que «han sido siempre una de las señas de identidad del sector», consideró.
A su parecer, en este escenario es imprescindible «cambiar para seguir creciendo» y las cajas de ahorros deberán optar por la fórmula instrumental que deseen para conseguir la capitalización adecuada de la forma más eficiente.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí