Recientemente ha concluido el proyecto «Estudio sociolingúístico de las lenguas caucásicas minoritarias» dirigido por Rafael Guzmán Tirado, catedrático de Filología Eslava de la Universidad de Granada, y en el que han participado investigadores de la Universidad de Granada y de varias universidades del Cáucaso. El proyecto ha estado financiado por la Dirección General de Investigación, del Ministerio de Educación y Ciencia.
Según el lingúista sueco M. Kraus, en el siglo XXI la mitad de las lenguas existentes (unas 6000), es decir, 3000 formas diferentes de ver la vida, desaparecerán en 100 años, lo que supone una catástrofe humanitaria global, desconocida hasta ahora en la historia de la humanidad. Según su pronóstico en los próximos dos siglos desaparecerán el 90% de las lenguas del mundo.
Según señala Rafael Guzmán Tirado, «la pérdida de lenguas afectará especialmente a una de las zonas más ricas en lenguas del planeta: el Cáucaso». Tomando como ejemplo una de las regiones clásicamente más políglotas del Cáucaso, Daguestán, un rincón único en su especie en el globo terráqueo, en un territorio pequeño, aproximadamente 50.000 kilómetros cuadrados (es decir dos veces Badajoz), con una población de unos 2 millones de personas, viven representantes de más de 70 nacionalidades con sus correspondientes lenguas; de ellas 30 son originarias de allí y sólo se encuentran ahí, en el Cáucaso; 14 de esas lenguas tienen escritura, y 16 carecen de ella. El número de hablantes de las diferentes lenguas daguestánicas va desde 500.000 hasta 400, según el censo de población de la URSS 1989: el avaro (604.000), el lesguio (466.000), el dargínico (360.000), el laco (118.000), el tabasarano (98.000), el andí (20.000), el agul (20.000), el rutul (20.000), el tsajur (20.000), el tsez (13.000), el bezhtí (10.000), el kryz (8.000), el chamalí (7.000), el ajvaj (6.000), el agván (5.000), el bagvalí (6.000), el buduj (5.000), el karatí (5.000), el tindí (5.000), el udí (4.500), el botli (3.000), el godoberí (3.000), el jinalug (3.000), el archí (1.000), el jvarshí (1.000), el gunzib (800) y el guinuji (400).
Rafael Guzmán Tirado explica que «400 personas pueden ser una multitud si recordamos casos tan recientes como el de la lengua ubyjé, lengua caucásica perteneciente al grupo de lenguas caucásicas occidentales o abjaso-adygués que ha tenido peor suerte, ya que ha desaparecido incluso ante nuestros propios ojos: el último hablante de esta lengua murió a principios de la década de los 90, ¡parece increíble que hasta se sepa quien fue el último hablante de esta lengua!».
Si la situación de las lenguas minoritarias en el Caúcaso es alarmante, la situación en Europa no es mucho más alentadora, aún su otrora riqueza lingúística, va perdiendo poco a poco representantes de esa abigarrado cuadro.
En el proyecto «Estudio sociolingúístico de las lenguas caucásicas minoritarias» se ha llevado a cabo el estudio sociolingúístico de las lenguas caucásicas minoritarias en la actualidad, en un momento que incluso los investigadores rusos (tradicionalmente dedicados a esta esfera científica) han ido prestándole cada vez menos atención a este campo lingúístico, afianzándose la Universidad de Granada como el único centro de investigaciones sobre las lenguas caucásicas en España e Iberoamérica.
Rafael Guzmán Tirado señala que «Es importante destacar la presencia, por primera vez, en el campo de la caucasología mundial de investigadores españoles, siguiendo los pasos del primer libro dedicado a las lenguas caucásicas en español: Las lenguas caucásicas: Teorías sobre su origen y principales clasificaciones. Aportaciones de la lingúística rusa a su estudio». Publicado por dos de los investigadores, Rafael Guzmán Tirado y Zinaida M. Gabunia-Abazg, y la monografía «Las lenguas minoritarias en el mundo actual. Las lenguas caucásicas», también de los mismos autores, publicada en la Academia de Ciencias de Rusia de Moscú en 2002.
Los resultados principales de la investigación han sido recogidos en diversos artículos, ponencias y comunicaciones a congresos, y, principalmente, en la monografía «Las lenguas minoritarias en el tercer milenio y los procesos de la globalización» publicada recientemente en ruso en Vladikavkaz (Rusia) de la que son autores Rafael Guzmán Tirado y Zinaida Gabunia. Las autores están trabajando en la actualidad en la traducción de este libro al español, que esperan estará publicada a mediados del próximo año.Información facilitada por Universidad de Granada

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí