Montero dice que ya ha comunicado a asuntos sociales el caso de seis familias cuya residencia no se corresponde con el domicilio aportado
SEVILLA, 3 (EUROPA PRESS)
La consejera andaluza de Salud, María Jesús Montero, ha dado este viernes por concluida las «actuaciones sanitarias» dirigidas a inmunizar a la población escolar del centro educativo de Granada capital donde se originó el brote de sarampión, al conseguir un porcentaje de vacunación «óptimo» que garantiza de forma «satisfactoria» la cobertura vacunal en esta población diana.
Fuentes del SAS consultadas por Europa Press han detallado que la cobertura alcanzada ha sido del 96 por ciento, ya que, del total de 220 niños que cursan estudios en el Colegio de Infantil y Primaria Gómez Moreno, en el barrio granadino del Albaicín, sólo en dos pequeños su familia se ha negado a vacunarlos. Igualmente, en otros siete niños más no se sabe si están inmunizados, debido a que sus familias no viven donde reseñaban como su domicilio fijo.
Así, y pese a estos nueve casos, la cobertura de vacunación alcanza al 96 por ciento de la población escolar, tanto de niños que se han vacunado, como de los que ya tenían su cartilla de vacunación en regla antes de registrarse este brote.
De esta forma, se cumple con los patrones que marca los servicios de salud pública para considerar que una población está ya correctamente protegida a efectos de inmunización, aunque no por ello puedan aparecer nuevos casos.
De hecho, la propia consejera de Salud, María Jesús Montero, ha admitido también este vienes a preguntas de los periodistas tras informar sobre la campaña para la compra de juguetes de cara a la Navidad, que de los 35 niños que en días atrás quedaban por saber si estaban vacunados, el balance ha concluido «con una familia que se ha negado a vacunar a sus dos hijos, susceptibles de vacunación».
Además, ha precisado que en otras seis familias, que en total suman siete hijos, «no sabemos si han vacunado o no a sus hijos o si ya tenían la cartilla de vacunación actualizada, debido a que los domicilios no se corresponden con los datos de residencia que se tenía tanto por parte del colegio donde los niños están matriculados como por la propia Consejería».
EN CONOCIMIENTO DE ASUNTOS SOCIALES
Esta ausencia de domicilio reconocido ha motivado, según ya ha admitido Montero, que lo hayan puesto conocimiento «de los servicios de asuntos sociales», mientras que el caso de la familia que se ha negado a vacunar a sus dos hijos, «lo hemos puesto en conocimiento de la autoridad judicial».
«A efectos sanitarios –ha aclarado– el hecho de que estén vacunados más del 90 por ciento de los niños permite dar por terminada la cobertura de la vacunación en la zona donde había especial riesgo de brote».
«Se ha cumplido el porcentaje de personas vacunadas suficientes como para hablar de que la actuación sanitaria en esta materia haya sido satisfactoria, mientras que la cuestión relativa a las familias que no residen dónde reseñaron como domicilio es un asunto que tendrán que dirimir los trabajadores sociales y que tiene que ver más con otras circunstancias, que habitualmente también coinciden con familias cuyos hijos tienen un alto índice de absentismo escolar», ha explicado.
«Puede ser que estén estudiando en el colegio, pero nosotros no hemos ido hasta el centro educativo, sino hasta sus domicilios, ya que su confidencialidad tenía que estar garantizada», ha recordado Montero, quien ha insistido que «los rangos de vacunación que teníamos que cubrir lo hemos cubierto y desde Salud la actuación sanitaria como tal está satisfecha».
«Otra cosa es que ahora la autoridad judicial obligue a vacunarse, pero eso ya formará parte del propio procedimiento del juzgado», ha zanjado Montero, quien ha reconocido que hasta los domicilios «ha hecho falta auxiliarse de la policía autonómica» y que el colegio «funciona ya con normalidad».
«Es verdad que sigue circulando el virus y que pueden aparecer nuevos casos de sarampión, ya que el brote no se da por concluido, aunque sí se dan por concluidas las actuaciones sanitarias», ha zanjado. De hecho, el brote ha afectado ya a 59, de los que diez son adultos y el resto menores de edad. Sólo un bebé permanece ingresado en un hospital.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí