GRANADA, 26 (EUROPA PRESS)
El Ayuntamiento de Granada ha mostrado su «satisfacción» por la propuesta hecha por el Administrador de Infraestructuras Ferroviarias (ADIF) y el Ministerio de Fomento para la integración del AVE en la ciudad, puesto que responde a la demanda municipal de que la infraestructura llegara soterrada por el barrio granadino de La Chana.
De hecho, según ha explicado en rueda de prensa la concejal de Urbanismo, Isabel Nieto, el nuevo proyecto englobaría dos fases; una primera que incluiría el soterramiento de la línea Antequera-Granada un total de 2,5 kilómetros, que supondrá una inversión de 423,6 millones de euros; y una segunda para el desvío la variante de Moreda, con un coste de 342,2 millones.
Para Nieto, Fomento ha sabido «entender» las «razones» que tenía el alcalde de Granada, José Torres Hurtado, para rechazar su última propuesta, que ofrecía la posibilidad de que el ferrocarril llegara en un primer momento en superficie y después la línea se soterrara.
«Han comprendido, afortunadamente, que era imposible que el AVE llegara en superficie y luego se soterrara, ya que suponía un gasto doble y además no había espacio para ello», ha señalado la edil, que ha recordado que esa fue la razón por la que el Ayuntamiento propuso que la estación se ubicara de manera provisional en Pinos Puente hasta que se levantara la definitiva, algo que Fomento ya rechazó.
En opinión de Nieto, ha sido el «tesón» del Consistorio el que ha propiciado que se haya solucionado el proyecto que, en lo relativo al desvío de la línea de Moreda no era «lo que en principio se había hablado», aunque sí se trata de algo «viable» y «posible». Así las cosas, según Nieto, el ferrocarril que llegue por la línea de Antequera se soterrará completamente 2,5 kilómetros en la Chana, lo que no provocará ruidos en las viviendas de la barriada.
En cuanto al estudio de impacto medioambiental, Nieto ha informado de que el Ministerio de Medio Ambiente ha declarado «exento» de este trámite al proyecto, puesto que da por aceptado el informe que ya elaboró en su día la Junta de Andalucía, que consideraba que el tramo debía soterrarse no sólo dos kilómetros, sino 2,5, y que el problema de seguridad que podría plantearse se podría solucionar ubicando salidas de emergencia por cada kilómetro de túnel.
La línea de Moreda también entraría soterrada en la ciudad unos 750 metros antes de que llegue a la estación, y ya en una segunda fase se procederá a su desvío, para lo que aún no hay proyecto «ni nada concretado».
Esta segunda fase implicará que las administraciones públicas que afrontan la financiación del proyecto –Gobierno, Junta de Andalucía y Ayuntamiento– tendrán que asumir el pago de menos dinero en una primera fase, algo de lo que se ha alegrado la concejal «teniendo en cuenta la situación económica en la que nos encontramos todas las instituciones».
Nieto ha asegurado que el Ministerio «sigue sin hablar de plazos» para la llegada del AVE a la ciudad, y que tampoco ha especificado cuándo podrían concluir las obras en la primera fase de la integración del ferrocarril.
Asimismo, en la reunión mantenida en Madrid este jueves tampoco se concretó la financiación del proyecto, si bien se ha acordado que se constituirá un Consorcio entre las tres administraciones –con un 50 por ciento de representación de Fomento y un 25 de Junta y Consistorio–. No obstante, ha recordado Nieto, existe un preconvenio en el que se determina que el coste se asumirá en un 60 por ciento por el Gobierno, en un 20 por la Administración Autonómica y en otro 20 por la administración local.
«Lo que hay que saber es de cuánto dinero estamos hablando», ha señalado la concejal, que ha asegurado que las plusvalías que obtenga el Ayuntamiento de la liberación de suelo serán puestos a disposición del Consorcio. «El Ayuntamiento lo que quiere es que llegue el AVE, nada más», ha dicho.
En principio, el presupuesto del coste de la integración era de 579 millones de euros –que incluía la desviación de Moreda, la entrada soterrada y la estación–; después el coste ascendió a 700 millones de euros –como consecuencia de que la estación supondría un mayor coste, de 260 millones–; y ahora la inversión a destinar ha crecido hasta los 765 millones de euros, aunque dividido en dos fases, según los datos aportados por la edil.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí