GRANADA, 22 (EUROPA PRESS)
La Consejería de Obras Públicas y Vivienda ha encargado, a través de Giasa, el inicio de los estudios previos para desarrollar las obras de ensanche y mejora de la seguridad de la carretera que une Órgiva y Trevélez. Este análisis previo resulta imprescindible para conocer la viabilidad del proyecto, el coste de las obras y las dificultades que puedan surgir en su ejecución.
La Junta tiene previsto ampliar y reforzar la carretera A-4132 que une los dos municipios de la Alpujarra para facilitar la conexión de quince municipios de la comarca que utilizan de manera preferente esta carretera. Debido a las complicaciones geotécnicas que ofrece el terreno, Obras Públicas ha dividido la actuación de la carretera, que afecta a 16 kilómetros de longitud, en dos tramos de ocho kilómetros cada uno, ha informado la Administración Autonómica en una nota.
Obras Públicas se encargará de desarrollar los dos estudios previos de manera paralela para contar con la información necesaria para la redacción del proyecto definitivo y la ejecución de las obras. Invertirá en su realización 460.000 euros para conocer las características geométricas del trazado, las necesidades de drenaje y la programación pormenorizada de las obras.
El proyecto de actuación para el ensanche y mejora de la carretera que une Órgiva y Trevélez pretende remediar las deficiencias de asfaltado y trazado de la vía actual, ampliando la calzada actual hasta los siete metros. Así, se convertiría en una carretera de dos carriles, cada uno de ellos de tres metros de ancho, a lo que se suma otro medio metro de arcén en cada lado.
Además, y dentro de las posibilidades que ofrezca el terreno, se mejorarán las intersecciones, con actuaciones de seguridad vial que incrementen la visibilidad. Al proyecto de obra, que inicialmente costaría más de 10 millones de euros, se une una intervención paisajística y medioambiental para conservar el entorno de la carretera.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí