La primera edil de Ogíjares ha recordado, durante la rueda de prensa celebrada esta mañana en el Salón de Plenos, que el equipo de gobierno actual ha ingresado a la empresa más de un millón de euros durante los últimos cuatro años, concretamente 1.038.128,22 euros en el periodo 2007/2010. De forma desglosada, el municipio ingresó en 2007 132.113,64 euros; en 2008, el abono fue de 396.509, 85 euros; en 2009 se pagaron 243.854,15 euros; y en el presente año se han ingresado 265.650,58 euros. Importes procedentes de la íntegra recaudación de las tasas de basura a los vecinos. No obstante, Fornieles -que estuvo acompañada por los ediles de Medio Ambiente y Mantenimiento, Raúl Segura y Buenaventura Segura- ha vuelto a insistir en que el Ayuntamiento de Ogíjares reconoce que existe una deuda con Cespa, aunque difiere en cuanto a la cuantía de la misma: mientras la empresa habla de 1,8 millones de euros de débito, los técnicos municipales han tasado la deuda en torno al millón de euros según los datos con los que cuentan y los informes realizados al respecto, de los cuales en torno a 700.000 euros se originaron en las legislaturas anteriores. «Estamos administrando dinero público y tenemos que ser muy rigurosos en los pagos. Si hay tres euros que no son, pues no son, pero si son 800.000 euros de diferencia hay muchas razones para no pagar», ha explicado la alcaldesa.
Para solucionar esta situación y llegar a un acuerdo, el Ayuntamiento de Ogíjares ha solicitado en varias ocasiones a la empresa una reunión, sin que por el momento haya recibido una respuesta positiva. «Las puertas del Ayuntamiento y de mi despacho están abiertas para negociar con Cespa y pagaremos todo aquello que mis técnicos consideren que se debe», ha asegurado Fornieles, quien añadió que «no nos sentaremos con la empresa hasta que no le pague a los trabajadores porque no hay justificación para no hacerlo». «Se ha pagado bastante a Cespa, mucho más de lo que cobran los trabajadores, así que no entendemos que haya problemas económicos para pagarles», ha apostillado.
Respecto a la plantilla, que ha estado presente en la rueda de prensa ofrecida por el equipo de gobierno, el Consistorio se siente «totalmente solidario con los trabajadores» y la alcaldesa se ha reunido en varias ocasiones con los empleados, aunque Fornieles ha aclarado que «el Ayuntamiento no le puede pagar a ellos, porque no son empleados municipales, sino de Cespa». En este sentido, la primera edil también se ha referido a la posibilidad de asumir el servicio por el Ayuntamiento, después de que la empresa presentara un escrito donde pedía la resolución del contrato. «Los técnicos está estudiando las posibles soluciones y si tuviéramos que hacerlo, pues se haría porque es un servicio básico a la comunidad, aunque hay que pensarlo muy bien», ha comentado la alcaldesa, que ha añadido en tal caso la primera en saberlo sería Cespa tras aprobarlo en comisión de gobierno.
En cuanto a la situación del municipio, Fornieles ha asegurado que no es muy grave, gracias a los servicios mínimos que se están desarrollando los lunes y jueves, dando prioridad a zonas como el centro de salud, los colegios y residencias de mayores.
Información facilitada por Ayuntamiento de Ogíjares

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí