ALMUÑÉCAR (GRANADA), 4 (EUROPA PRESS)
Un grupo de buceadores malagueños en colaboración con la Concejalía de Playas y Medioambiente del Ayuntamiento de Almuñécar (Granada) han retirado de la playa de La Herradura más de cien metros de redes peligrosas enganchadas en unos arrecifes a pocos metros de la orilla. La extracción de la red, cuyas dimensiones equivalen a un campo de fútbol, fue todo un éxito, ya que se consiguió librar de ella a numerosas especies atrapadas.
Las redes fueron detectadas en la mañana del sábado 2 de octubre a cinco metros de profundidad, dentro de la zona de baño, lo que supone un importante peligro, tanto para la fauna marina, como para los usuarios de la playa, teniendo en cuenta que este arte de pesca de arrastre sólo se pueden utilizar a partir de los 50 metros de profundidad, ha informado el Ayuntamiento de Almuñécar en una nota.
Cuando los buceadores de la Asociación Universitaria de Actividades Subacuáticas de la Universidad de Málaga (AUAS) y de la Sociedad de Excursionistas de Málaga (SEM), sección subacuática, hacían una inmersión en la zona se encontraron con una red en la que había gran cantidad de peces y crustáceos enganchados. Entonces procedieron a liberar los animales que estaban vivos, entre ellos un Pez Luna (Mola Mola) de unos 50 centímetros de diámetro y varias lubinas, moluscos y un pulpo de considerable tamaño, entre otros.
El Ayuntamiento puso de inmediato a disposición de los buceadores dos embarcaciones de grandes dimensiones para la retirada de la red, ya que la que disponían los submarinistas era pequeña para poder trasladar el volumen que ocupaban tantos metros de redes.
A continuación los submarinistas prepararon un protocolo de actuación y de seguridad para desprender las mallas de los arrecifes y liberar la zona de posibles enganches de peces y usuarios de la playa. Esa tarea la llevaron a cabo extremando las medidas de seguridad diez buceadores en el agua y otros dos en embarcaciones preparados para una posible emergencia, con cuatro equipos de reserva.
Daniel Barbero, responsable de la Concejalía de Playas y Medioambiente, ha lamentado que «haya pescadores de arrastre que incumplan la normativa de pesca que les prohíbe usar este tipo de redes tan cerca de la playa, poniendo en peligro a muchas especies de peces y a los propios bañistas o buceadores que podrían quedar atrapados en ellas accidentalmente».

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí