El grupo popular ha instado al presidente de la Diputación, el socialista Antonio Martínez Caler, a que actúe «por una vez» con responsabilidad respecto a las acciones de sus socios de IU y les descuente el sueldo por secundar la huelga general de ayer y la del pasado 8 de junio. «De no ser legal la retención del sueldo, tenemos la completa seguridad de que ya habrán ingresado la parte proporcional de su sueldo en las cuentas de la Diputación Provincial para ser consecuentes con sus actos», destacaron.
José Robles, portavoz del grupo popular, ha pedido al Gobierno de la Diputación que actúe con responsabilidad y retire el sueldo de la jornada completa, proporción de la paga extra y cotización a la Seguridad Social de los diputados de IU, Julio Bernardo y María Asunción Pérez Cotarelo, como a cualquier funcionario y personal eventual que ayer decidiera secundar la huelga. «Sabemos que Pérez Cotarelo ayer no se puso en huelga por encontrarse de baja laboral, pero sí lo hizo el 8 de junio, al igual que Julio Bernardo, y la ley debe ser igual para todos», explicó el popular.
«No merecen recibir ningún tipo de trato de favor respecto a un trabajador que hiciera huelga y, como expertos defensores de la Ley de Huelga y Ley del Trabajador, deben asumir las consecuencias que acarrea su decisión de secundar las huelgas», apostilló.
Por otro lado, Robles «felicitó» a Julio Bernardo por su fotografía de piquetero a las puertas de Mercagranada y le preguntó si le parece de recibo «que todo un vicepresidente segundo de la Diputación, cargo público electo que representa a todos los granadinos, votantes de todo partido político, se fuera de piquetero».
«Bernardo aún no ha entendido que, como cargo público y de gobierno de la Diputación, sus funciones en IU quedan en un segundo plano y antes está su responsabilidad con los granadinos que sus intereses en la formación de IU», señaló el portavoz del grupo popular.
El popular añadió que los diputados de IU tienen la obligación, haya huelga o no, de estar a la disposición de los ciudadanos, tanto de los que hacen huelga como de los que no, como cargos públicos y de gobierno en la Diputación. «Si no es así le sugerimos que den una alegría a los granadinos y dejen su acta de diputados, para que puedan hacer la huelga con total normalidad», apuntó.
Sin embargo, José Robles preguntó a Julio Bernardo qué necesidad tenía de irse de piquete a Mercagranada «cuando podía haberse quedado en la propia Diputación e informar a los funcionarios que pagan su sueldo con sus impuestos y reciben su órdenes directas como vicepresidente de Gobierno cuáles son sus derechos para no ir a trabajar».
Robles confirmó que planteará dicha pregunta en el próximo pleno de Diputación «sorprendidos por el silencio con el que Martínez Caler acoge las últimas iniciativas de IU, como la campaña del Impulso Útil o las negociaciones del Centro Guerrero, y que han puesto la imagen de la institución con más renombre en la provincia a los pies de los caballos por sectarismo, oscurantismo y utilización partidista hacia IU».Información facilitada por PP Granada

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí