GRANADA, 30 (EUROPA PRESS)
El alcalde de Granada, José Torres Hurtado (PP), ha pedido a los trabajadores del servicio de limpieza y recogida de basuras de la capital que hagan un ejercicio de solidaridad para evitar los despidos que puedan derivarse del plan de viabilidad que está elaborando la empresa concesionaria, Inagra, para reducir costes.
Según los cálculos del comité de empresa de Inagra, este documento pretende reducir el gasto en ocho millones de euros «escudándose en la nueva reforma laboral» y para ello se están estudiando varias opciones como la reducción de 40.000 jornadas –lo que equivale a 200 sueldos–, o la bajada del salario de los actuales trabajadores entre un 20 y 25 por ciento
A preguntas de los periodistas, Torres Hurtado justificó el reajuste de la partida municipal de Inagra en el descenso, para el año próximo, de las aportaciones del Estado a las administraciones locales, que en el caso de Granada será de 16 millones de euros.
Así, descartó la posibilidad de mediar en las negociaciones entre empresa y trabajadores, recordando que la última vez que un equipo de gobierno lo hizo –en la época del tripartito– la negociación acabó con una de las peonadas del servicio de recogida de basuras más cara de España.
El regidor afirmó no desear ningún despido en la plantilla –integrada por unas 750 personas– porque es una fórmula «muy traumática» e invitó a los trabajadores afectados a ser solidarios entre compañeros para que «haya ahorro» y no se produzcan despidos.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí