GRANADA, 17 (EUROPA PRESS)
Una patrulla del Destacamento de Tráfico de la Guardia Civil de Baza detuvo el pasado día 14 al conductor de un vehículo que, además de incurrir en un exceso de velocidad a 167 kilómetros por hora, no tenía su autorización administrativa para conducir vigente por la pérdida de los puntos asignados.
Según informó la Benemérita en un comunicado, los hechos ocurrieron cuanto la patrulla de servicio procedió a dar el alto a un Seat León que circulaba a 167 kilómetros por hora en un tramo con velocidad limitada a 120 kilómetros por hora. Al comprobar su documentación, los agentes se sorprendieron ya que se trataba de un conductor novel que ya había perdido todos los puntos de su carné de conducir.
El artículo 384 del Código Penal, recientemente modificado, castiga al que condujere un vehículo a motor o ciclomotor en los casos de pérdida de vigencia del permiso o licencia por pérdida total de puntos asignados legalmente, de modo que los agentes de la autoridad confeccionaron el correspondiente atestado para su entrega a la autoridad judicial.
36 DETENIDOS EN UN MES
En lo que va de mes de julio, la Guardia Civil de Granada ha procedido a la detención de un total de 36 personas por delitos asociados a los requisitos para conducir vehículos, 13 de las cuales habían obtenido previamente la preceptiva autorización que dejó de estar vigente por haber perdido los puntos asignados. En estos casos, la normativa aplicable dispone que para recobrar la autorización administrativa hay que superar una prueba de control de conocimientos.
No obstante, la mayor parte de los delitos contra la seguridad vial en los que interviene la Guardia Civil suelen estar relacionados con la conducción de vehículos bajo la influencia de bebidas alcohólicas.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí