GRANADA, 26 (EUROPA PRESS)
Los vecinos de la avenida de Cervantes y Bola de Oro criticaron hoy la actitud tomada por una empresa de telefonía que no ha retirado esta semana, «tal y como se había comprometido con el Ayuntamiento», la antena que instaló «ilegalmente» en el número 50 de la calle Era, según informaron a Europa Press los afectados.
Los vecinos de la zona llevan «luchando» desde hace casi tres años por la retirada de esta antena, sobre la que pesa una orden municipal de demolición, al asegurar que se instaló sin «ningún permiso del Ayuntamiento ni de la comunidad de vecinos», que descubrió el aparato «casi por casualidad», ya que se había camuflado dentro de una chimenea de una vivienda particular.
A partir de ese momento comenzaron a remitir escritos al área de Urbanismo y Medio Ambiente del Ayuntamiento para exigir la retirada de la misma por considerar que no es «legal» que esté instalada en un edificio bajo rodeado por un instituto, un colegio de primaria y una guardería.
La presidenta de la Asociación de Vecinos de la Avenida Cervantes, Marisa de la Torre, aseguró que el plazo para desmantelar la antena acabó el pasado jueves y la empresa «no se presentó», aunque sí lo hicieron los técnicos del Ayuntamiento, la empresa de mantenimiento contratada al efecto y los vecinos, que «se han quedado muy desilusionados».
Según de la Torre, el vecino en cuya vivienda se encuentra la antena «no tiene la llave del cajetín» , de modo que el desmontaje no fue posible y la entidad local está estudiando llevar el asunto ante los tribunales para alcanzar una solución definitiva.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí