GRANADA, 23 (EUROPA PRESS)
El alcalde de Granada, José Torres Hurtado (PP), considera un «abuso» que la Junta de Andalucía haya decretado la paralización de las obras para canalizar las aguas pluviales del cementerio de San José porque, según aseguró, se desarrollan en terreno municipal, de modo que el proyecto «va a seguir» adelante.
A preguntas de los periodistas sobre este asunto, Torres Hurtado criticó la actitud mantenida por el Patronato de la Alhambra y la Dirección General de Bienes Culturales por no haber contactado con Ayuntamiento antes de paralizar las obras, que arrancaron a principios de mes desde el cementerio para evitar las inundaciones en el Barranco del Abogado, aunque la Junta considera que han invadido el entorno protegido del monumento nazarí.
El regidor precisó que los terrenos afectados, por la zona del Camino Nuevo del Cementerio, fueron transferidos al municipio para realizar los accesos por carretera a la Alhambra, mostrándose convencido de que «es muy difícil comprobar» qué parte pertenece al Patronato del monumento nazarí y cuál al municipio.
«Ni la Junta ni la señora de la Alhambra –en relación a la directora del monumento– tienen competencias para parar esta obra, es una vez más el abuso, la prepotencia y el querer ser más de lo que se es», dijo Torres Hurtado, quien opinó que en caso de tratarse de terrenos propiedad de la Alhambra debería ser este organismo quien asumiera estos trabajos.
SE DECIDIÓ EL LUNES
Estas declaraciones se producen después de que la Dirección General de Bienes Culturales haya decretado, en una resolución del 21 de junio, la paralización inmediata de este proyecto por considerar que afecta al terreno protegido del entorno de la Alhambra.
Fue el Servicio de Conservación del monumento quien informó de la existencia de estos trabajos, que han supuesto la apertura de una zanja que invade, en unos ocho metros cuadrados, los terrenos acotados propiedad del Patronato de la Alhambra y el Generalife.
En su informe, la Dirección General de Bienes Culturales también recuerda a la entidad local que el proyecto no cuenta con su visto bueno, ni ha sido informado a la Comisión Provincial de Patrimonio pese a tocar terrenos de la Alhambra, aunque los técnicos municipales no están de acuerdo con esta versión.
Sostienen que las obras se están realizando en la Avenida de Santa María de la Alhambra, en una carretera de propiedad municipal que se encuentra a más de 50 metros del Bien de Interés Cultural en cuestión por lo que, a su entender, no es necesario contar con el visto bueno de este organismo.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí