GRANADA, 21 (EUROPA PRESS)
La Guardia Civil detuvo ayer al conductor de un Porsche 911 que fue sorprendido circulando a más de 210 kilómetros por hora por la A-44, por lo que se le imputa un delito contra la seguridad vial.
El conductor, de 36 años y vecino de Madrid, fue captado por un control de velocidad y radar a la altura del kilómetro 102 de la A-44, en el término municipal de Iznalloz (Granada). El cinemómetro de dotación marcó que el vehículo del detenido circulaba a 211 kilómetros por hora por un tramo de autovía limitado a 120, informó el Instituto Armado en una nota.
Tras aplicar los márgenes legalmente establecidos se observó que superaba los límites establecidos por la Ley de Seguridad Vial, por lo que se procedió a su detención. Tras prestar declaración, el conductor quedó en libertad con la obligación de presentarse en el juzgado.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí