Alude a «divisiones» en buena parte del territorio español, aunque de momento no renunciará a la militancia
GRANADA, 14 (EUROPA PRESS)
La hasta hoy portavoz del grupo municipal de IU en el Ayuntamiento de Granada, Lola Ruiz, ha asegurado que renuncia a su acta de concejal porque «no puede mantenerse más tiempo» siendo la cara pública de un proyecto con el que «no está de acuerdo», ya que, según dijo, la refundación de la organización se está gestando «desde el obligo de sus dirigentes» y eso «nunca es efectivo».
Apoyada por más de una treintena de militantes y simpatizantes, Ruiz compareció esta tarde ante los medios de comunicación para explicar las causas que le han llevado a abandonar su cargo en el Ayuntamiento cuando falta menos de un año para que se celebren elecciones municipales y tras permanecer siete años al frente del puesto.
Aseguró que «no ha habido ningún detonante» que haya desencadenado su decisión, sino que «han sido las divergencias» con los cargos locales y provinciales de IU, así como la «deslealtad» y «falta de democracia» que a su entender está imperando en el proceso de refundación de la organización.
En este sentido, echó en falta la apertura de un «espacio para la reflexión» sobre esta renovación de ideas, pero también en otros ámbitos de la organización como el cierre de las listas que concurrirán a las elecciones: «¿Para qué hacen tanto paripé si ya las tienen cerradas?», se preguntó Ruiz, quien aclaró que su intención no era presentarse como candidata a la Alcaldía, algo que ya había adelantado hace un año aproximadamente.
Así, lamentó la «burocratización» que a su entender está experimentado la formación en algunos lugares donde gobierna con «clientelismos» y aunque por el momento no prevé renunciar a la militancia –«eso está ahí», dijo– si advirtió de que esta posición de desacuerdo que ella ha hecho pública también se registra en otras partes de España, como Jaén, Málaga o Navarra.
«Si hay una crisis interna es culpa de los dirigentes de IU, que no han sabido llevar el proyecto a buen puerto», opinó al ser preguntada por los periodistas sobre una posible crisis en el seno de la coalición.
VOLVERÁ A LA DOCENCIA
Respecto a su futuro próximo, explicó que volverá a su trabajo como profesora de Educación Secundaria y, aunque afirmó que nunca se apartará de la política porque mantiene el deseo de «hacer un mundo mejor», descartó pasarse al grupo mixto porque –según dijo– «no es mi estilo ni mi forma de pensar»
«No he estado en política por el sillón ni por un puesto de trabajo», sólo he sido una «ciudadana que lo ha hecho lo mejor que he podido», relataba Ruiz, que descartó la posibilidad de presentarse como candidata a la Alcaldía de Granada en las próximas elecciones municipales bajo otras siglas que no sean las de IU.
Respecto a los posibles aspirantes a ocupar su cargo, prefirió no pronunciarse, al igual que respecto a la persona que será nombrada candidata a la Alcaldía de la capital el próximo 30 de junio.
LA FORMACIÓN RESPONDE
El coordinador provincial de IU, Manuel Morales, enmarcó hoy la renuncia de la edil en una decisión personal y, aunque reconoció que le hubiera gustado que se «mantuviera hasta el final en el cargo», asegura que «respeta» la opción que ha tomado.
«Desde Izquierda Unida, reafirmamos nuestro compromiso con la ciudad de Granada, un compromiso que se evidenciará con la incorporación de nuevas personas dispuestas a defender con ilusión y convicción las propuestas de la izquierda para Granada, ahora y en las próximas elecciones municipales».
Al margen de los motivos que pueda esgrimir Ruiz, la formación ha lamentado su «reacción negativa ante la profunda renovación de ideas, métodos y personas que está poniendo en marcha el proceso de refundación de La Izquierda. Un proceso de renovación que, lamentablemente, desata reticencias entre las personas afectadas y que esperamos que el tiempo repare», añadió.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí