GRANADA, 14 (EUROPA PRESS)
El sindicato UGT en Granada vinculó hoy el futuro de los 160 trabajadores de la fábrica de pólvoras Santa Bárbara de Granada Santa Bárbara, de la empresa General Dynamics, con la adjudicación del contrato para la construcción de un nuevo vehículo militar blindado de ruedas 8×8, del que se fabricarán 300 unidades a partir del año 2011. El vehículo, conocido como «Piraña» sustituirá a los actuales BMR y VEC, en lo que representará uno de los mayores contratos del Ejército de Tierra para los próximos años.
En caso de su concesión a Santa Bárbara, la factoría de Granada aumentaría un 30 por ciento la carga de trabajo, es decir 24.000 horas de trabajo al año, durante cinco años. La compañía ha presentado su propuesta, integrada en una plataforma en la que también participarán, además de Santa Bárbara Sistemas, Indra, Sapa, Navantia y Amper Programas. Esta propuesta es la única de las que se van a presentar que cuenta con instalaciones propias en España para desarrollarlo. Compañías como Navantia, Indra o la propia Santa Bárbara tienen ya importantes contratos con Defensa.
Según consideró hoy en rueda de prensa la secretaria general de UGT-Granada, Manuela Martínez, este programa es «vital» para el mantenimiento de la actividad no sólo de la propia fábrica «sino del ya de por sí escaso sector industrial de la provincia», ya que incluso generaría puestos de trabajo indirectos. La concesión de este contrato supondría que se asegure el futuro de Santa Bárbara durante los próximos diez años.
Por eso, Martínez anunció que UGT va a empezar una ronda de contactos institucionales, solicitando el apoyo explícito de las instituciones granadinas (partidos políticos, Ayuntamiento de Granada, Diputación, Cámara de Comercio, empresarios, Universidad, Junta de Andalucía, Subdelegación de Gobierno) a que Santa Bárbara se haga con este importante contrato.
Por su parte, el presidente del Comité Intercentros de Santa Bárbara Sistemas, José Rodríguez, apuntó como «fundamental» el contrato para la supervivencia de la factoría ya que el actual programa que se desarrolla en las instalaciones del Fargue –el misil «Spike»– concluirá en 2013, y en la actualidad sólo supone el 35 por ciento de la capacidad total de producción.
El secretario general de la Federación de Metal, Construcción y Afines (MCA) de UGT-Andalucía, Manuel Jiménez, afirmó que la concesión o no de este contrato a Santa Bárbara supone «la continuidad o la defunción» de Santa Bárbara en Granada. En caso de su concesión a Santa Bárbara, señaló que la factoría de Granada se encargaría de la fabricación e integración de los sistemas de protección de estos vehículos (blindajes cerámicos y compositores), lo que a su juicio supone además el aporte de nuevas tecnologías y permitirá incrementar las exportaciones con el extranjero.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí